Análisis: ¿Bottas es solo una salida rápida para Mercedes?

Si bien la confirmación de Valtteri Bottas como piloto de Mercedes no resultó una sorpresa, lo que no se dijo fue lo que generó mayor intriga.

Mercedes envió un comunicado de prensa de 1.100 palabras para confirmar al sustituto de Nico Rosberg, pero le faltó la parte que quizás más importaba: ¿cuánto dura el contrato de Bottas?

A diferencia de cuando se anunció la renovación de Rosberg para 2017 y 2018 el año pasado o en 2015, cuando se reveló la continuidad por tres años de Lewis Hamilton, esta vez no se mencionó la extensión del acuerdo entre Bottas y Mercedes.

El sentido común indica que se trata de un contrato por un año con opciones para más, pero Mercedes dijo que no estaba dispuesto a explicar lo acordado porque su política era "no compartir detalles contractuales en público". Un ligero cambio respecto a sus anteriores anuncios de pilotos.

De todas formas, un acuerdo por un año no es algo sorprendente. ¿Por qué Mercedes querría comprometerse por más de una temporada con un piloto que aún no demostró lo que puede dar en un coche de primera línea contra un rival de primera línea como Lewis Hamilton?

¿Pero acaso un contrato por un año es una muestra de falta de convicción? ¿Una prueba de que Bottas es solamente una salida rápida antes de que nombres como Sebastian Vettel y Fernando Alonso se encuentren disponibles? ¿O es solamente un movimiento prudente por ambas partes?

Duras negociaciones

Por supuesto que es muy sencillo interpretar la decisión de comprometerse por un año como una señal de falta de fe en Bottas, o que el interés real a largo plazo está en otra parte, especialmente con los pilotos junior de Mercedes, Pascal Wehrlein y Esteban Ocon, a la espera de una oportunidad.

Pero juzgar de esa manera sería no poner atención al gran esfuerzo que hizo Mercedes para liberar a Bottas de su contrato con Williams y llevarlo a Brackley.

Las negociaciones que involucraron a Williams, Sauber y Mercedes, además de a Bottas, Felipe Massa y Wehrlein, sin duda fueron una telaraña y hubo momentos durante el largo mes de conversaciones donde parecía que no se llegaría a un acuerdo.

No es el tipo de trabajo que se hace para una "solución rápida". Además, quedó claro en las horas posteriores a que Rosberg lanzara la bomba de su retirada que el equipo tenía solamente dos nombres en su lista: Wehrlein y Bottas. Nadie más interesaba realmente.

La falta de experiencia de Wehrlein jugó en su contra, pero Bottas era la elección correcta: bien acomodado en la F1 y claramente veloz, pero nunca había tenido un coche para luchar regularmente al frente. Pero algo muy importante para un equipo que ha puesto tanto foco en el "espíritu" interno es que el finlandés llegaba con la actitud correcta fuera de la pista.

La dirección de Mercedes está al tanto de los inconvenientes que pueden generar hombres emocionales como Vettel y Alonso, especialmente siendo compañeros de Hamilton. Pero Bottas siempre ha tenido una figura tranquila.

Como el propio Toto Wolff dijo tras confirmar el acuerdo con Bottas: "Valtteri encaja extremadamente bien en nuestro equipo. Como piloto es muy veloz, pero también tiene su corazón en el lugar correcto y la moral correcta. Comparte nuestros valores, nuestra pasión y es modesto, humilde y trabajador. Tiene todos los ingredientes necesarios".

La última prueba, sin embargo, la de convertir su talento en victorias, es algo que no podrá verse hasta los próximos meses.

Wolff habló de que ahora llegó el momento en que Bottas demuestre lo que puede hacer y el piloto también sabe que tiene que mostrar lo que es capaz de hacer.

Bajo circunstancias así, la duración de su acuerdo en última instancia importará poco en función de lo que la temporada nos depare.

En la F1 sabemos también que los contratos no siempre se quedan quietos. Y, como Rosberg demostró en los días posteriores a ganar el título, las mentes y las circunstancias pueden cambiar y si una parte no desea continuar, entonces todo lo demás se cae.

Que Bottas tenga un contrato por uno, dos o tres años importa poco, porque si no cumple las expectativas este año, entonces puedes estar seguro que los buitres estarán volando sobre su coche para tener su puesto en 2018.

Responder si Bottas es una salida rápida para Mercedes o un piloto a largo plazo es imposible de decir, porque aún no está escrito.

Lo que haga en la pista marcará su destino. El éxito le traerá más éxito y le asegurará su futuro, pero si hay algún tambaleo, el mercado de pilotos de 2018 explotará.

Sin presión entonces... pero al menos una cosa es segura: no hay mejor lugar para demostrar que mereces estar en Mercedes que estar en ese coche.

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Pilotos Lewis Hamilton , Valtteri Bottas
Equipos Mercedes
Tipo de artículo Análisis
Etiquetas bottas mercedes, f1 2017, f1 bottas, mercedes 2017, rosberg mercedes