Los 10 momentos más dramáticos para la Fórmula 1 en 2021

La Fórmula 1 hizo una recopilación de los 10 momentos más dramáticos de la temporada 2021 de Fórmula 1 en su canal de YouTube.

Los 10 momentos más dramáticos para la Fórmula 1 en 2021

Desde hace unas temporadas, la Fórmula 1 ofrece contenido adicional en YouTube, como las mejores cámaras onboard de un gran premio o los propios resúmenes de las carreras. En esta ocasión, con motivo del final de la emocionante campaña de 2021, la categoría publicó un vídeo con los 10 momentos más dramáticos del año.

(Pincha en el vídeo para poder verlo en el canal de YouTube de la Fórmula 1)

 
Conoce más cosas curiosas sobre la temporada 2021 de Fórmula 1:

10. El accidente entre Valtteri Bottas y George Russell en el Gran Premio de la Emilia Romaña

El primero de esta selección de la F1 lo protagonizan Bottas y Russell, dos pilotos con trayectorias que se cruzan. El británico ocupará el asiento del finlandés en Mercedes en 2022, pero cuando esto ocurrió aún no había nada confirmado.

El de Williams intentó adelantar a Bottas por el exterior de la curva 1 en Imola cuando el asfalto estaba húmedo. Russell perdió el control de su monoplaza al tocar levemente la hierba e impactó con el lateral del Mercedes a gran velocidad.

Los dos coches acabaron en la grava de Tamburello, y el joven inglés, sabedor de que Bottas era un rival por el asiento en Mercedes, mostró su enfado con unos pequeños toques en el casco que denotaban cómo se sentía.

"¿Qué c**ones estaba haciendo? ¿Es g**llas o qué?", dijo Russell. El finés, cuando se recuperó del golpe, expresó sorprendido con jadeos: "¿Qué c**ones?".

No quedó todo ahí porque en las declaraciones después de la carrera, el #63 afirmó: "Es muy frustrante. Estaba peleando con él por la 9º posición, que no significa nada".

 

9. La no pole position de Max Verstappen en el Gran Premio de Arabia Saudí

El piloto de Red Bull se encaminaba hacia la 13º pole de su carrera deportiva en el nuevo circuito urbano de Yeda, pero sus insaciables ganas por batir al resto de rivales hicieron que se pasara de frenada en la última curva e impactara contra el muro.

Verstappen marcó los mejores tiempos en los dos primeros sectores en la Q3, y contaba con más de cuatro décimas de ventaja sobre Lewis Hamilton. Sin embargo, el neerlandés se quedó a las puertas de salir en primera posición por la rotura del brazo de la suspensión derecha trasera al tocar el muro.

Se trataba de un momento decisivo, porque el campeonato estaba en juego y el incidente dejaba a los dos Mercedes en la primera línea para la parrilla del domingo.

 

8. Valtteri Bottas 'juega a los bolos' en la salida del Gran Premio de Hungría

La cita en Hungaroring comenzó con nervios para todos porque el asfalto estaba húmedo y los pilotos querían irse al parón veraniego con un buen resultado. En la salida, el Mercedes de Bottas patinó, y Lando Norris aprovechó para ponerse por delante.

Pero lo que no se esperaba el británico era que el finlandés perdiera el control de su coche y chocara con su difusor, algo que provocó un accidente en cadena. El resultado de esto fue el abandono de Norris, Pérez y del propio Bottas, además de dejar el Red Bull de Verstappen en muy malas condiciones.

Lance Stroll hizo algo similar. Acabó con su carrera, la de Charles Leclerc y trompeó a Daniel Ricciardo tras intentar pasar por el interior de la curva 1 sin éxito.

 

7. El pinchazo a más de 300 km/h de Verstappen en el Gran Premio de Azerbaiyán

Max Verstappen dominó la cita celebrada en Bakú hasta la vuelta 46, momento en el que su neumático trasero izquierdo explotó en plena recta de meta a más de 300 km/h. El de Red Bull tuvo suerte, se fue contra el muro de una forma relativamente controlada y salió por su propio pie del cockpit.

"Frustrado y decepcionado", indicó. "Abandonar por el pinchazo de una rueda es una pena, puedo odiar este deporte, pero se me pasa en unas horas", explicó entre risas.

El impacto de Verstappen provocó que dirección de carrera sacara la bandera roja para evitar más posibles explosiones, y desembocó en la primera victoria de Sergio Pérez con Red Bull, la segunda de su trayectoria.

 

6. Sergio Pérez triunfa en la frenética resalida del Gran Premio de Azerbaiyán

La bandera roja provocada por Max Verstappen hizo que la carrera de Bakú tuviera una resalida de infarto. Con solo dos vueltas por delante, los pilotos realizaron la salida desde la parrilla y, cuando Lewis Hamilton parecía ponerse en primera posición, arrebatando la victoria a Checo Pérez, el de Mercedes pulsó el botón del 'magic brake button'.

El británico se pasó de frenada y cayó al fondo del pelotón, mientras que el mexicano de Red Bull descorchó el champán en lo alto del podio. Esto permitió también que Sebastian Vettel lograra su primer podio con Aston Martin y que Pierre Gasly disfrutara de un hueco en los puestos de honor, además de ver mucha acción entre el resto de pilotos, como sucedió con Fernando Alonso, que adelantó a cuatro coches.

 

5. Lando Norris pierde la victoria en el Gran Premio de Rusia

El británico de McLaren sorprendió a todos marcando el mejor tiempo en la clasificación de Sochi, lo que le sirvió para salir desde la pole position el domingo. Norris perdió la primera plaza en la salida en favor de Carlos Sainz, pero el inglés impuso su ritmo y regreso a la cabeza.

Con Hamilton taponado, aprovechó para sacar un colchón de tiempo, pero las últimas vueltas demostraron que en la Fórmula 1 no hay que dar nada por sentado. La lluvia apareció con fuerza en el sector 2, pero el resto de la pista estaba completamente seca, por lo que entrar a poner gomas intermedias era una apuesta que podía salir bien o mal.

McLaren aconsejó a Norris entrar, pero este se negó porque veía la victoria demasiado cerca. El joven piloto no pudo mantener el liderato cuando comenzó a llover con mayor intensidad y perdió la que podía haber sido su primera victoria en F1.

"He podido ganar la carrera y no lo he hecho. Es lo que hay. Son las decisiones que he tomado y han sido las erróneas al final del día", comentó Norris con decepción tras bajarse del monoplaza.

 

4. El duelo y la polémica entre Max Verstappen y Lewis Hamilton en el Gran Premio de Arabia Saudí

El circuito de Yeda se estrenó en el calendario a principios de diciembre, y su primera edición no pudo ser más caótica. Verstappen aprovechó la bandera roja provocada por Mick Schumacher para alcanzar el liderato, mientras que Hamilton cayó a la segunda plaza después de su parada.

En la resalida, el de Red Bull se fue por fuera para mantener su posición y, tras una negociación con la FIA, el neerlandés fue relegado al tercer lugar, desde ahí, volvió a la cabeza de la carrera. Hamilton fue recortando tiempo hasta ponerse en zona de DRS en la recta principal.

El de Mercedes intentó el adelantamiento por el exterior de la curva 1, pero Verstappen optó por recortar el giro para evitar el choque. Desde la radio, Red Bull insistió en devolver la posición a Hamilton, pero de manera estratégica, algo que el holandés se tomó al pie de la letra.

Justo antes de la zona de detección del DRS, Verstappen frenó para que Hamilton pasara y pudiera coger su DRS, pero el británico, sin saber exactamente qué pasaba, no pudo evitar el choque con el difusor del Red Bull.

"¡Me ha hecho un brake test!", exclamó Hamilton. "Lo he golpeado, mi alerón está roto. No sé que ha pasado, solo ha sido un pilotaje peligroso". El heptacampeón se recuperó y ganó la carrera, pero la polémica, con los dos pilotos empatados a puntos para la cita final en Abu Dhabi, estaba servida.

 

3. Max Verstappen acaba encima del coche de Lewis Hamilton en el Gran Premio de Italia

Tras una carrera al sprint en Monza, el domingo se realizó la carrera principal, donde los McLaren tomaron la delantera rápidamente. Daniel Ricciardo se escapó de Verstappen, mientras que Hamilton estaba detrás de Norris.

En el momento de las paradas, un mal cambio de gomas de Red Bull propició que Verstappen perdiera varios segundos, algo que quisieron aprovechar en Mercedes parando a Hamilton. Los dos salieron en paralelo a la Variante del Rettifilio, y nadie aflojó.

El de Red Bull intentó coger el interior, pero Hamilton dejó el espacio mínimo. El neerlandés pasó por encima del bordillo y su monoplaza, tras contactar con la rueda trasera del británico, se elevó por encima del Mercedes, dejando una de las imágenes de la temporada.

"Eso es lo que recibes cuando no dejas el espacio", dijo Verstappen justo después del toque.

Este era el segundo momento de alta tensión entre los candidatos al título en 2021, y permitió ver el único doblete de la campaña de un equipo, el de McLaren, con Ricciardo ganado de nuevo tras tres años y con la segunda posición de Lando Norris.

 

2. El inicio de la guerra entre Max Verstappen y Lewis Hamilton en el Gran Premio de Gran Bretaña

Después de ganar la carrera sprint, Verstappen disfrutó del primer lugar para la parrilla de salida del domingo. Hamilton, por su parte, estaba ante su público, y quería brindarles la octava victoria en Silverstone.

En la primera vuelta, los dos estuvieron en paralelo durante la mitad del circuito, pero cuando llegaron a Copse, la temporada 2021 de F1 cambió. El de Mercedes fue por el interior, mientras que el de Red Bull mantuvo su trazada por el exterior.

Hamilton entró de una forma muy agresiva y contactó con la rueda trasera izquierda de Verstappen, que se fue directo contra el muro a más de 300 km/h. El inglés pudo continuar la marcha, e incluso ganó la carrera con una penalización de 10 segundos, pero el neerlandés acabó en el hospital después de un choque de 51 G (su coche pasó de 745 kilos a casi 40 toneladas).

"Ha girado hacia mí. ¿Está bien Max?", indicó Hamilton justo después de la acción. El padre de Max Verstappen, Jos, habló sobre cómo estaba su hijo ese día: "Se sintió algo mareado, e irá al hospital para un escáner. Por lo demás, está bien, solo un poco de dolor en el hombro y algo magullado. Pero, sí, es una mierda…".

 

1. El adelantamiento de Max Verstappen que valió un mundial en el Gran Premio de Abu Dhabi

Max Verstappen y Lewis Hamilton llegaron empatados a puntos a la última carrera del año, algo que no pasaba entre dos candidatos al título desde 1974, con Emerson Fittipaldi y Clay Regazzoni. El británico se puso en cabeza desde el primer giro, y las opciones del neerlandés a pocas vueltas del final eran mínimas.

Pero el coche de seguridad provocado por Nicholas Latifi fue todo un milagro para Red Bull. Los de las bebidas energéticas pusieron un juego de gomas blandas para intentar la épica, a pesar de que no estaban seguros sobre si se reanudaría la cita.

Dirección de carrera anunció que dejarían la última vuelta para competir, y Max Verstappen se pegó al difusor de Hamilton en la resalida. El holandés estaba bastante lejos en la curva 5, pero se lanzó al interior y logró lo que parecía imposible.

Verstappen recuperó el liderato a pocos metros del final, y fue capaz de mantener a raya a Hamilton. Esto le dio su primer título mundial y dejó un final de infarto en una de las temporadas más polémicas y emocionantes de toda la historia.

"Ha sido una montaña rusa, no he tenido una oportunidad de ganar hasta la última vuelta. Todo ha venido de golpe y debes ir a por ello", dijo Verstappen tras ganar el campeonato. "Es increíble, unas emociones alucinantes, he perdido la voz, creo que algunos en el garaje también".

 

compartidos
comentarios
Alonso: "Honda no estaba para ganar con McLaren; cambiaron de dirección y filosofía"
Artículo Anterior

Alonso: "Honda no estaba para ganar con McLaren; cambiaron de dirección y filosofía"

Siguiente artículo

Rosberg: "Lo de Abu Dhabi no se ajustó al reglamento"

Rosberg: "Lo de Abu Dhabi no se ajustó al reglamento"