El ACO permite a los rivales de Oreca en LMP2 evolucionar sus chasis

Los fabricantes de LMP2 Ligier, Dallara y Riley/Multimatic podrán actualizar sus coches para la próxima temporada para tratar de reducir su déficit de rendimiento respecto a los chasis Oreca.

La nueva normativa LMP2 introducida para la temporada 2017, que limita a cuatro fabricantes la categoría del FIA WEC y con un único motor Gibson V8 aspirado, permite evoluciones para asegurar que la competición está apretada entre los diferentes chasis y así salvaguardar la inversión de los equipos.

La FIA y el Automobile de l'Ouest, quienes redactaron juntos la nueva normativa, han decidido permitir a tres los fabricantes desarrollar sus coches tras analizar sus ritmos en las carreras claves de este año.

Estas citas incluyen las 24 horas de Le Mans, en la que los cuatro constructores estuvieron representados, y las cinco citas iniciales de las European Le Mans Series, en las que el Ligier JSP217 y el Dallara P217 se enfrentaron a Oreca.

Las citas del WEC además de Le Mans no fueron tenidas en consideración por que solo el Oreca 07 compite en ellas.

Un comunicado del ACO dijo que Ligier, Dallara y Riley/Multimatic podrán realizar "diferentes evoluciones" para Le Mans y las versiones sprint de sus coches. 

No se dieron detalles sobre la extensión de estas modificaciones, pero estas resultan de un proceso de consulta entre quienes redactan la normativa y los propios constructores. 

Se cree que el Riley Mk30, desarrollado junto a Multimatic Motorsport, podrá realizar más modificaciones que Ligier y Dallara. 

El comunicado del ACO dice: "El ACO y la FIA han dejado claro a los diferentes protagonistas la normativa y los objetivos de estas modificaciones: mantener la competitiva de los tres fabricantes respecto a Oreca en 2018 sin, no obstante, darles una ventaja consistente en comparación con el coche de referencia".

"El último objetivo es asegurar que los LMP2 sigan siendo una categoría en la que la variedad y la competitividad en carrera prevalecen". 

Los constructores asumirán los gastos 

A Oreca no se le permitirán evoluciones. Los franceses lograron las cuatro primeras posiciones en Le Mans en junio y han estado en la pole position en todas las citas de las ELMS hasta ahora, ganando dos de las cinco carreras. 

El coste de las evoluciones tiene que ser asumido por los constructores y las actualizaciones serán enviadas a los clientes sin cargo alguno.

Se había planeado que cada fabricante tuviera un comodín durante los cuatro años de vida de la nueva normativa, aunque esta terminología fue omitida en la redacción final. 

Las actualizaciones permitidas afectarán, en teoría, a los Prototipos de Daytona internacionales que compiten en el IMSA SportsCar Championship en Estados Unidos. 

El Cadillac ganador del campeonato está basado en el Dallara, el Mazda en el Riley y el Nissan en el Ligier. El nuevo Acura que utilizará Penske el próximo año ha sido desarrollado sobre el Oreca.

La normativa LMP2 también permite un equilibrio del rendimiento por ajuste de pesos, restricción de la brida de admisión y la capacidad de combustible de los diferentes coches. 

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series WEC
Tipo de artículo Noticias de última hora
Etiquetas aco fia, dallara, fia lmp2, ligier, lmp2 aco, lmp2 wec, oreca lmp2, riley, riley multimatic