Cómo se prepara un equipo para competir en Extreme E

Las carreras de Extreme E se disputan en lugares únicos, desde las dunas del desierto en Arabia Saudí hasta un glaciar en Groenlandia. Prepararse para cada uno de estos eventos es un gran desafío para los equipos que compiten en este campeonato eléctrico off-road.

Cómo se prepara un equipo para competir en Extreme E

Al contrario que las carreras o los rallies más convencionales, lo equipos no tenían experiencia en los lugares donde se disputan, ni acceso a datos del pasado. Algunos de los sitios, como Groenlandia, nunca habían albergado una competición de motor anteriormente. Y sin test de pretemporada, los competidores no pueden ni siquiera tratar de replicar las condiciones a las que se enfrentan.

"En esta primera temporada realmente es bastante difícil idear la preparación porque estamos aprendiendo [sobre la marcha]comenta Xavi Serra, responsable de desarrollo técnico de Abt CUPRA Racing. El equipo de Serra es actualmente quinto en el campeonato Extreme E después de que su pareja de pilotos Jutta Kleinschmidt y Mattias Ekstrom terminasen segundos en el Island X-Prix disputado el mes pasado.

“En cualquier caso, hacemos una evaluación antes de cada evento, empezando por el formato de la carrera y sus pequeños matices deportivos comparado con las carreras anteriores, los horarios desde el viernes al domingo, la previsión del tiempo, mejoras técnicas y cómo pensamos que estará el terreno".

Todos los equipos utilizan el mismo todoterreno Odyssey 21 eléctrico como base, pero la flexibilidad en las reglas en cuanto a la carrocería permite ver algunas diferencias como la estrategia de CUPRA de anticipar su próximo SUV eléctrico, el Tavascan.

Jutta Kleinschmidt, Mattias Ekstrom, ABT CUPRA XE

Jutta Kleinschmidt, Mattias Ekstrom, ABT CUPRA XE

Photo by: Charly Lopez / Motorsport Images

Los coches de carrera son transportados alrededor del mundo vía marítima en el St Helena y para mantener el objetivo del campeonato de no dejar su huella en el entorno, las pruebas entre carreras no son posibles.

Los equipos tienen información limitada, que les facilita el campeonato, sobre cada carrera antes de que llegue el fin de semana de competición, da una importancia aun mayor a la breve oportunidad de realizar un reconocimiento de la ruta al llegar a cada sitio.

"Debido a que los coches van de un sitio a otro en el St Helena, no ha habido ninguna oportunidad de hacer pruebas durante las cuatro primeras rondas" comentó Serra.

"Más que una simulación previa a cada evento, lo que hacemos es analizar al máximo los datos que tenemos tras cada carrera en nuestras instalaciones para consolidar lo que hemos aprendido y llegar mejor preparados para incrementar gradualmente nuestro nivel de rendimiento a medida que avanza la temporada.

"La información que recibimos por adelantado es muy poca y muy cercana en el tiempo a la carrera, así que el reconocimiento es algo fundamental para estar bien preparados.

“Los ingenieros y pilotos tiene que estar centrados y extraer el máximo del poco tiempo que tenemos disponible para evaluar la pista durante el reconocimiento".

El campeón de la primera edición de Extreme E se decidirá en el Jurassic X-Prix, en Reino Unido, los días 18 y 19 de diciembre.

Jutta Kleinschmidt, Mattias Ekstrom, ABT CUPRA XE

Jutta Kleinschmidt, Mattias Ekstrom, ABT CUPRA XE

Photo by: Zak Mauger / Motorsport Images

compartidos
comentarios
Cupra explica por qué decidió apostar por el automovilismo eléctrico
Artículo Anterior

Cupra explica por qué decidió apostar por el automovilismo eléctrico

Siguiente artículo

El equipo X44 de Hamilton marca el ritmo en clasificación de la Extreme E

El equipo X44 de Hamilton marca el ritmo en clasificación de la Extreme E