Rossi: "Tengo buena relación con Stoner, y ahora Lorenzo es mi amigo"

Apagado el fuego de la rivalidad en pista con sus antiguos contrincantes tras la retirada, ‘il dottore’ se ha reconciliado con todos… excepto Marc Márquez.

Rossi: "Tengo buena relación con Stoner, y ahora Lorenzo es mi amigo"
Cargar el reproductor de audio

Después de su retirada tras 26 años en el Mundial de Motociclismo, la alargada sombra del piloto más carismático de la historia, Valentino Rossi, sigue posada sobre los aficionados al deporte, y muy presente en las carreras, en las que este año ha debutado oficialmente como equipo privado el VR46, su legado en MotoGP.

Caprichos del destino, Rossi se convirtió en padre de su primera hija el mismo viernes en el que arrancó el primer Mundial en el que no tomaba parte desde 1996, durante el Gran Premio de Qatar. Con 43 años cumplidos en febrero y con su hija Giulietta en brazos, Valentino se ha transformado en un "aficionado más que ve las carreras desde el sofá".

"No sentí nada especial: qué suerte no estar ahí, pensé. El año pasado tenía muchas ganas de acabar mi última carrera con una alegría en Valencia, y lo conseguí. Así que ahora me di el gusto de ver las carreras tumbado en el sofá. Soy un gran aficionado a las motos, me gusta verlas todas. Y ahora disfruto animando a nuestros pilotos (los italianos), además mi hermano (Luca Marini) está en pista, y otros amigos. El momento más difícil fue en junio, entre Barcelona y Assen, cuando tomé la decisión de retirarme", confiesa Valentino Rossi en una entrevista con el periódico italiano Il Giornale.

Durante la extensa entrevista, Rossi habla del momento del nacimiento de su hija, de los motivos que le llevaron a extender su carrera más allá de los 40 años y también de sus grandes adversarios, una rivalidad que en algunos casos llevó hasta el extremo, con piloto como Max Biaggi, Casey Stoner o Jorge Lorenzo.

"Con Casey hemos tenido un gran acercamiento, me ha enviado mensajes desde Australia, me pregunta por la niña, también nos vimos el año pasado", confiesa.

"Y también hemos mejorado mucho la relación con Lorenzo, ahora es un amigo, vino a los 100 Km del Ranch, por la noche estuvimos bailando juntos. Incluso con Max ha habido un acercamiento", dice antes de reconocer que su rivalidad con Biaggi la llevó al extremo.

"Sí, fue fuerte. Ahora nos saludamos, nos hablamos, está bien, es bonito".

Por si te lo perdiste:

De quien no habla en la extensa entrevista es de Marc Márquez, con quien vivió un durísimo enfrentamiento en 2015 que aún hoy persiste con fuerza.

Pese a ser propietario de uno de los equipos en liza en el Mundial de MotoGP, el Mooney VR46 Racing Team, Valentino no ha visitado aún el paddock desde su retirada, en noviembre del año pasado, y todo apunta a que no será un habitual en las carreras.

"Seguramente iré a alguna carrera, seguramente a Mugello. Pero va a ser un poco complicado, en algún sitio me tienen que meter, no puedo estar en el paddock sin hacer nada, iré a ver a mis chicos del equipo, a mi hermano".

Su hermano Luca Marini, que este año corre con una Ducati Desmosedici GP22 pagada por el equipo propiedad de Valentino, un escenario que podría propiciar que el #46 pudiera probar la poderosa maquina de Borgo Panigale si es su deseo.

"¡Nooooo!, no hagamos broma, cuando te subes a una moto de estas necesitas tener un objetivo, es una moto brutal, que va fortísima y no tiene sentido subirse a ella para ir al 75%, no lo haré. No echo de menos la MotoGP", asegura ‘il dottore’.

Toma buena nota:

compartidos
comentarios
Bradl da por hecho que sustituirá a Márquez en Argentina; Honda, espera
Artículo Anterior

Bradl da por hecho que sustituirá a Márquez en Argentina; Honda, espera

Siguiente artículo

Viñales: "Estamos en el camino correcto"

Viñales: "Estamos en el camino correcto"