Roborace, cuando la ficción alcanza a la realidad

Motorsport.com pretende resolver algunas dudas acerca de la inteligencia artificial y sobre cómo supondrá un papel relevante en la Roborace.

Roborace, cuando la ficción alcanza a la realidad
Cargar el reproductor de audio

Roborace está listo para convertirse en el primer campeonato de vehículos autónomos, o de 'pilotos con inteligencia artificial', como prefieren llamarlo los organizadores. Las carreras se harán en los trazados callejeros que actualmente forman el calendario de la Fórmula E.

De momento Roborace ha fabricado tres Devbots, prototipos de desarrollo, y espera tener pronto tres Robocars listos.El objetivo es crear una plataforma en la que mostrar la tecnología autónoma y dónde puede llegar.

Roborace tiene un enfoque similar a la Fórmula E con los coches eléctricos, donde es está desarrollando la tecnología de los coches de calle. Pero los dos campeonatos se diferencia entre sí en otras cosas. En Roborace, será clave el desarrollo del software, mientras que en la Fórmula E se permiten algunos cambios en el hardware.

"La Roborace es el futuro de la tecnología conectada y autónoma que veremos en los coches de producción dentro de tres, cinco o diez años, depende", explicó Bryn Balcombe, director técnico de Roborace, a Motorsport.com.

"Estamos utilizando los deportes motor como propulsor de esa tecnología. Eso es lo que ha hecho el motorsport siempre, y en cierta medida lo sigue haciendo. Estamos desarrollando tecnología que es relevante para los coches de calle".

Roborace exhibición
Roborace exhibición

Foto: Roborace

El software 'cerebro', como sustituto del piloto 

Sin un piloto que conduzca el coche,, el éxito en pista en la Roborace depende principalmente de los desarrolladores de software de los equipos. Ellos son quienes albergan la información de los muchos sensores que lleva coche, los radares y las cámaras de las que se nutre el cerebro (software) que será quien tome la decisión final.

El hardware, como el tren motriz, la aerodinámica, el chasis y los neumáticos, es igual para todos los equipos. El Robocar utilizará siempre lo mejor que haya en el mercado, y el precio no parece ser un problema.

"Tenemos los ojos, las orejas y el cerebro", dijo Balcombe. "Quizás un cerebro grande, pero es irrelevante si te falta la inteligencia para utilizar esos sensores y capacidad de tomar decisiones. Y eso es lo que tienen que hacer los equipos, por lo que el terreno del medio es donde queremos avanzar en cuanto a tecnología".

"Siempre usaremos los mejores sensores y el mejor ordenador y lo uniremos a nuestros socios como hemos hecho hasta ahora con Nvidia. No hay que esperar hasta que el precio de los sensores o el ordenador esté a nivel de fabricación. Por lo tanto, siempre iremos por delante que la industria automotriz”.

Roborace en boxes
Roborace en boxes

Foto: Sam Bloxham / LAT Images

"Los pilotos de inteligencia artificial son las estrellas del futuro"

Al ser la principal labor del equipo el centrarse en el desarrollo del piloto de inteligencia artificial, el tema sigue siendo cómo hacer una carrera con tecnología de vanguardia, sin pilotos como tal, y que sea atractiva. A  Balcombe no le preocupa que las decisiones puedan comunicarse con el público en tiempo real.

"Los pilotos de inteligencia artificial son las figuras y estrellas del futuro", explicó. "Siempre habrá un piloto (artificial) en el coche responsable de percibir, razonar y actuar".

"¿Debería pasar a ese coche o no? ¿Lo hago por dentro, responderá ese coche como espero que haga? ¿Cuál es la posibilidad de perder la trazada o que se cierre y nos toquemos? Todo eso es razonamiento del software y podemos hacer al público partícipe".

"Podríamos hablar con el piloto pidiéndole que haga público cuál cree que es el estado del medio ambiente, qué riesgos cree que puede haber y qué cree que están haciendo los demás. Podemos comunicarlo en tiempo real a los aficionados”.

Roborace
Roborace

Foto: James Holland

Nivel cinco de autonomía en competición

Todavía no se ha decidido o explicado exactamente cómo serán las carreras. Es posible que los coches compitan en pista uno al lado del otro, como en la mayoría de campeonatos, aunque Balcombe cree que el desarrollo de la tecnología puede requerir otros retos y otras operaciones.

Pero la tecnología tiene que evolucionar primero. Está claro que el Robocar actual no podría igualar el genial rendimiento de Max Verstappen en el GP de Brasil 2016, en el que el piloto holandés de Red Bull sabía exactamente qué trayectoria seguir para tener mejor agarre en pista".

"Lo que hemos visto es que debe ser una carrera de coches de nivel cinco de autonomía", dijo. "La industria se mueve hacia una autonomía de ese nivel. La única diferencia entre el nivel cuatro y el cinco es la cantidad de cosas en las que se puede actuar, lo que significa que debe poder correr por la noche, en diferentes tipos de trazados y en diferentes condiciones climáticas”.

“Son necesarios otros obstáculos que haya en pista. Por ejemplo, si logramos optimizar el tiempo por vuelta como en la mayoría de categorías del motorsport, eso requerirá gestionar la energía y los neumáticos. Eso es muy relevante para los coches de carrera en cuanto a desarrollo tecnológico”.

“Por tanto, nos enfocamos en cosas que pueden ser relevantes para los coches de calle, como la gestión del tráfico. Si hay otros obstáculos en pista, se vuelve más difícil para un piloto".

“Miremos por ejemplo Le Mans, que es más complicado que la Fórmula 1 en cuanto a tráfico porque hay diferentes participantes con distintas velocidades. Es otra de las habilidades del piloto".

 

Roborace coche en pista
Roborace coche en pista

Foto: Zak Mauger / LAT Images

Posibles participantes

Tras exhibir en las pistas de la Fórmula 1 tanto los Devbots como los Robocars, la Roborace ha atraído el interés de unas 200 empresas interesadas en un campeonato de carreras de coches autónomos que permita avanzar en el campo de esa tecnología.

En la lista de potenciales participantes encontramos una mezcla grande de fabricantes de automóviles, proveedores de movilidad, equipos de deportes de motor, universidades y otras plataformas de investigación.

La primera carrera se celebrará al inicio de la cuarta temporada de Fórmula E, en diciembre. 

compartidos
comentarios
El Roborace completa su primera aparición pública en el ePrix de París
Artículo Anterior

El Roborace completa su primera aparición pública en el ePrix de París

Siguiente artículo

Lucas di Grassi, nuevo CEO de Roborace

Lucas di Grassi, nuevo CEO de Roborace