Contenido Prime Motorsport.com
Especial

Contenido Prime Motorsport.com

10 cosas que aprendimos del GP de Gran Bretaña 2021 de F1

El fin de semana del GP de Gran Bretaña se puede considerar histórico por varios motivos, y aquí analizamos lo que aprendimos y concluimos de él.

10 cosas que aprendimos del GP de Gran Bretaña 2021 de F1

La Fórmula 1, el Gran Premio de Gran Bretaña y un Silverstone lleno hasta la bandera daba una sensación de familiaridad después de lo desconocido y de las tribunas vacías que se vivió desde que la pandemia de COVID-19 se instaló en nuestras vidas.

Pero el GP de Gran Bretaña de 2021 fue de todo menos reconocible, ya que comenzó el jueves con la primera exhibición de un modelo de coche de F1 2022 a escala real antes de abordar un nuevo formato de fin de semana que giró en torno a la primera clasificación con carrera al sprint.

Todo se tradujo en una dramática y polémica victoria de Lewis Hamilton tras su colisión en la primera vuelta con Max Verstappen, que hizo que el líder del mundial de F1 impactara contra las barreras de neumáticos a 51 fuerzas G.

Hamilton se recuperó de una penalización de 10 segundos por el incidente para adelantar a Charles Leclerc en las dos vueltas finales y aferrarse al triunfo, recortando su diferencia contra Verstappen en el campeonato de pilotos a solo ocho puntos.

Mientras que las sanciones y la deportividad se convirtieron en los principales puntos de discusión después de la carrera, se creó un fin de semana de carreras repleto de acción y momentos memorables.

Aquí hay 10 cosas que aprendimos del GP de Gran Bretaña 2021.

1. El primer gran choque de Hamilton contra Verstappen revela la verdadera rivalidad

Lewis Hamilton congratulates Max Verstappen after the Red Bull driver's sprint race victory

Es fácil entender por qué la colisión entre Lewis Hamilton y Max Verstappen en Copse, que dejó al piloto de Red Bull fuera de combate en un aterrador accidente a gran velocidad, está siendo descrita como algo "inevitable", porque, realmente, lo era.

Ya se enfrentaron una vez en 2021: en Imola. Luego tuvimos el ataque de Verstappen en España, además de la batalla ellos entre Abbey y la aproximación a Copse en ambas carreras de Silverstone. Pero la razón por la que el enfrentamiento terminó como lo hizo es precisamente por la situación del campeonato que vive Hamilton, así como por la naturaleza feroz de ambos pilotos en la pista.

Hamilton llegó al GP de Gran Bretaña con 33 puntos menos que Verstappen. Esto no es 2017-2021, cuando el piloto de Mercedes podía permitirse el lujo de tener una visión "global" de la cuenta de puntos del campeonato, porque ahora tiene más que perder si algo sale mal, un terreno vital en una batalla por el título en la que compite con un coche menos poderoso, por lo que simplemente no puede permitirse ceder un centímetro. Pero esa es también la actitud general de Verstappen y para ello solo hay que mirar su reacción cuando Hamilton se puso a su lado en Abbey y Brooklands el domingo.

En el choque, Hamilton merecía una penalización por causar el incidente, pero aún así fue una buena decisión. No hay que esperar que este sea el último punto álgido de la lucha por el título de 2021.

Más de la polémica

2. El sistema de penalización de la F1 debe explicarse mejor

Lewis Hamilton had to sit stationary in his pitbox for 10s before his mechanics could service him

Las peticiones de Red Bull para que Lewis Hamilton fuera sancionado por su culpa en el accidente de la primera vuelta con Max Verstappen siempre iban a caer en saco roto.

Pero se puede entender su frustración porque la penalización de 10 segundos impuesta a Lewis Hamilton por el choque finalmente no le costó nada al campeón del mundo. Aunque tuvo que luchar un poco más por la victoria, pudo volver a casa con los 25 puntos.

Aunque eso puede parecer injusto para Verstappen, que vio cómo su ventaja en el título se redujo enormemente, la F1 hace muy bien en no repartir las sanciones en función de las consecuencias de las infracciones.

Porque hacerlo así podría abrir un escenario aún peor en el que los pilotos reciban fuertes sanciones por infracciones relativamente menores establecidas en las reglas, pero el reglamento se les puede volver contra ellos cuando un pequeño problema tenga grandes consecuencias.

Lo que más hace falta en la F1 es una definición de las normas de conducción y de la etiqueta, para que los aficionados puedan juzgar mejor los incidentes basándose en los mismos criterios que utilizan los comisarios. Eso sería de gran ayuda para evitar el tipo de opiniones polarizadas que han invadido las redes sociales en las últimas 24 horas.

Relacionado

3. Un animado éxito la carrera sprint, pero el veredicto general está por decidir

Max Verstappen, Red Bull Racing RB16B, Lewis Hamilton, Mercedes W12, Valtteri Bottas, Mercedes W12, Charles Leclerc, Ferrari SF21, and the rest of the field at the start

Hasta antes del histórico choque de titanes en Copse, el mayor tema de conversación del fin de semana había sido la carrera al sprint inaugural de la F1 (llamémosla así, ¿de acuerdo?), que generó críticas dispares.

Desde el calificativo de "raro" de Sebastian Vettel hasta el "me encantó" de Charles Leclerc, todo el mundo tenía su opinión. Muchos acogieron con beneplácito la emoción añadida a los viernes y el reto del lado de la ingeniería de conseguir la puesta a punto de forma inmediata en la primera sesión de libres, mientras que otros cuestionaron la relevancia de la segunda sesión cuando los coches estaban en condiciones de parc fermé, lo que significaba que conocer la evaluación de los neumáticos era la única acción factible que se podía realizar. 

La distancia de 17 vueltas permitió variar las estrategias de neumáticos, lo que aprovechó Fernando Alonso, cuya vuelta estelar con los neumáticos blandos sin duda animó la carrera, ya que para los cuatro primeros resultó bastante monótona después de la primera vuelta.

La F1 se enfrenta ahora a la decisión de continuar con su experimento más allá de las dos pruebas al sprint (aún no confirmadas) previstas para esta temporada y, en ese caso, si se realizan más ajustes.

Los jefes de la categoría se sienten esperanzados por los comentarios iniciales, y tienen una "lista de trabajo" no especificada para afinarlo, pero al menos pueden estar satisfechos de que el cambio de formato logró lo que se propuso al crear expectación durante todo el fin de semana.

4. Los fines de semana de carreras de dos días parecen una opción realista para aliviar la presión en el creciente calendario de la F1

Lewis Hamilton, Mercedes, waves to fans after securing pole

La primera prueba de carrera al sprint de la F1 en el Gran Premio de Gran Bretaña puede considerarse un éxito general, con un aumento en las cifras de televidentes el viernes, además del mayor interés que se dio a la carrera de 17 vueltas del sábado, que proporcionó algunas emociones, lo cual eran exactamente lo que los jefes de la F1 querían.

Es cierto que hay algunas cosas que deben mejorarse, como el hecho de que los últimos entrenamientos libres del sábado no interesen en absoluto a los aficionados por televisión, pero se trata simplemente de poner todo en orden en lugar de partir de una hoja en blanco.

Y, por supuesto, cuanto antes vuelva la FIA a otorgar la pole position en los libros de historia al piloto más rápido en la clasificación del viernes, en lugar de al ganador del sprint, mejor serán las cosas.

Pero el éxito del formato comprimido también ha reabierto el debate sobre si la F1 debe seguir con los fines de semana de tres días. Hamilton sugirió que un calendario de dos días en el futuro sería el camino correcto.

Es algo que la F1 ha rechazado en el pasado, y los circuitos no estarían contentos de perder un día más de venta de entradas. Pero, ¿podría ser algo que resulte preferible para algunas sedes a cambio de celebrar uno de los fines de semana al sprint de lo que se podría considerar el Grand Slam de la F1?

¿Grand Slam? Atento

5. La F1 en su mejor momento, con un lleno total en Silverstone, vuelve a rugir

Fans cheer from the grandstands

Los méritos de permitir que un público que sumó en total 365.000 personas en Silverstone durante todo el fin de semana del GP de Gran Bretaña pudieran reunirse durante una pandemia en curso deberían dirigirse al gobierno del Reino Unido, y al propio circuito, quienes querían solo tratar de mantenerse a flote en estos tiempos complicados. Sin embargo, los aficionados que asistieron a la carrera disfrutaron de un evento deportivo excepcional.

La clasificación del viernes por la tarde produjo dos exhibiciones excepcionales de los pilotos británicos ante su público, con la vuelta de George Russell que le permitió entrar a la Q3 como el punto destacado. La carrera al sprint resultó muy interesante, aunque no fuera el thriller que algunos pretendían. Sin embargo, la carrera del domingo resultó espectacular, ya que los rivales por el título se chocaron y Leclerc estuvo a punto de conseguir una victoria contra todo pronóstico.

Pero hay una nota a pie de página interesante en la victoria de Hamilton. Según Autosport, en Silverstone se vieron muchos aficionados nuevos y más jóvenes, con un aparente aumento del sector femenino.

Será interesante ver si esto puede ser respaldado por datos oficiales, pero incluso anecdóticamente sugiere que el "efecto Netflix", así como los loables esfuerzos de Hamilton para ayudar a diversificar el deporte del motor, están teniendo un impacto. Quienes asistieron a la pista se les ofreció una buena carrera, con la esperanza de cimentar el estatus de aficionado al automovilismo para toda la vida.

6. Leclerc demuestra el resurgimiento de Ferrari

Charles Leclerc, Ferrari SF21, Lewis Hamilton, Mercedes W12

Leclerc estuvo increíblemente cerca de una sorprendente victoria en el GP de Gran Bretaña, pero no tenía lo suficiente en el coche para repeler el ataque de Hamilton por el liderato. Pero Leclerc había sido la estrella y su movimiento oportuno para adelantar a Hamilton momentos después del incidente de Verstappen le recompensó con la ventaja en el reinicio de la carrera.

Su arranque desde la primera y la posterior gestión de la diferencia con Hamilton fueron increíblemente bien calculadas y, a pesar de enfrentarse a problemas de cortes de potencia en el motor se mantuvo en cabeza, siendo capaz de capear el temporal y encontrar lo suficiente en la reserva para mantener a Hamilton a raya. Sin embargo, la recuperación del siete veces campeón después de la penalización fue demasiado para Leclerc, y su ligera desviación en Copse fue la única mancha en la carrera del monegasco.

Mientras tanto, la recuperación de Carlos Sainz en el sprint y su continuo progreso en la carrera también mostraron el ritmo de los Ferrari, aunque su ascenso se detuvo por una lenta parada en boxes. Eso le hizo caer detrás de Daniel Ricciardo, cuyo McLaren demostró ser un hueso duro de roer para adelantar.

No obstante, Ferrari ha mostrado una gran mejora en su desempeño después de la desastrosa carrera de Paul Ricard, y el próximo GP de Hungría podría ser una carrera en la que la Scuderia brille de verdad.

7. Pérez sufre como los anteriores en el segundo asiento de Red Bull

Sergio Perez, Red Bull Racing, and Max Verstappen, Red Bull Racing, on the grid, ahead of the 2022 Formula 1 car unveiling

Sergio Pérez parecía estar ya en el papel de apoyo que debe hacer en Red Bull tras su éxito en Bakú y luego un merecido podio en la siguiente carrera en Paul Ricard.

Pero después de estar en la batalla en Austria contra Lando Norris y Leclerc, la actuación de Pérez en el GP de Gran Bretaña tuvo tintes de los problemas que ya han sufrido Pierre Gasly y Alex Albon antes de que el mexicano llegara al rescate de Red Bull.

Hay que decir que se trata de márgenes finos, pero la clasificación por detrás de Leclerc el viernes por la noche fue el inicio de una espiral en descenso para Pérez. Atrapado en la batalla de la zona media al comienzo de la disputada carrera al sprint, se vio sorprendido por el aire sucio y sufrió un trompo, lo que le condenó a la parte trasera de la parrilla para la prueba principal.

A pesar de los ajustes en el coche de Red Bull realizados en un intento de ayudar para su remontada en el gran premio, eso también le condenó a salir desde el pitlane, y aunque Pérez estaba progresando quedó atascado en los trenes de DRS y luego se impacientó y chocó con Kimi Raikkonen.

Una décima posición era lo mejor que podía conseguir hasta que Red Bull sacrificó ese único punto para que Pérez montara blandos y le quitara el punto de la vuelta rápida a Hamilton, aunque terminar fuera de los 10 primeros significaba que él no se iba a llevar ese punto extra (que quedó vacío).

Pérez ha retrocedido hasta el quinto puesto del mundial y se dispone a jugar a "quién puede ser el mejor piloto de apoyo" contra Valtteri Bottas durante el resto del año.

8. El viejo Alonso aprovechó nuevos trucos

Fernando Alonso, Alpine A521, Lando Norris, McLaren MCL35M, and Sergio Perez, Red Bull Racing RB16B

Alonso demostró que no ha perdido nada de su destreza en carrera como exhibió en su impresionante inicio de la carrera al sprint. El piloto de Alpine pasó de la undécima a la quinta posición gracias a su apuesta por los neumáticos blandos, pero las imágenes de televisión recordaban al antiguo Alonso, que se abría paso entre el pelotón y encontraba huecos que pocos podían ver.

Cuando sus neumáticos blandos se desvanecieron y le dejaron séptimo para el arranque de la prueba principal, el doble campeón del mundo aguantó el ataque inicial de parte de Vettel, antes de que su antiguo rival hiciera un trompo por el interior en Woodcote, y continuó hasta la séptima posición para de esa forma ampliar su racha a cinco carreras consecutivas puntuando.

El GP de Gran Bretaña marca la última carrera de Alonso antes de cumplir los 40 años y, tras un comienzo constante en su regreso a la F1, ralentizado por su accidente fuera de la pista antes de los entrenamientos de pretemporada y la adaptación a su nuevo entorno en Alpine, se siente más fresco y preparado, un aviso de que el perro viejo ha aprendido nuevos trucos.

"Después del accidente de principios de año, durante las primeras carreras, todavía había una parte de estrés por volver al deporte. Estaba preocupado por la mandíbula, por el hombro también con el que tuve la pequeña lesión", dijo Alonso tras el GP de Gran Bretaña. "Pero ahora, estoy en una súper forma y estoy al 200%”.

"La semana que viene tendré otro número (de años). Así que comeremos tarta. Pero aparte de eso, va a ser un fin de semana muy normal. Me siento como de 25 años. Así que cualquier número que ponga en el pasaporte no es lo que siento".

Elogios merecidos:

9. Williams progresa claramente pero Russell marca la diferencia

George Russell, Williams, waves to fans from Parc Ferme after Qualifying

El triunfo de Hamilton en la clasificación del viernes robó titulares, pero una de las mayores ovaciones del público se reservó para la vuelta de honor de Russell en su único acceso a la Q3 de este gran premio.

El piloto de Williams llegó a la ronda final de la clasificación por tercera carrera consecutiva con el octavo mejor tiempo, lo que suscitó dudas sobre si el FW43B debería ser considerado un coche de Q3 en las próximas carreras.

Los avances del Williams:

El jefe de rendimiento de vehículos del equipo, Dave Robson, reconoció que era "un poco pronto para decir si eso va a ser algo habitual", admitiendo que esperaba que Williams viera más difícil de repetir tras las carreras en Austria, pero las "condiciones muy tranquilas" del viernes por la tarde jugaron a favor de los puntos fuertes del coche.

A pesar de que Hungaroring requiere una puesta a punto totalmente diferente, Robson predice que "hay muchas posibilidades de que estemos ahí cerca".

Pero incluso si no es así, se puede contar con Russell para marcar la diferencia. Aunque su fin de semana fue cuesta abajo después de la clasificación -con un incidente en la primera vuelta del sprint con Sainz que le costó tres puestos de penalización en la parrilla para la carrera principal, de la que no pudo recuperarse contra coches que siguen siendo más rápidos en carrera-, Russell está en el mejor momento de su vida.

La pregunta ahora es, ¿hasta dónde puede llegar?

10. Lo que mostró el coche de exhibición de la F1 de 2022

The 2022 Formula 1 car launch event on the Silverstone grid

Aunque la visión de la F1 para 2022 está definida desde hace tiempo, tras la presentación del nuevo reglamento (inicialmente previsto para 2021) en 2019, los promotores del campeonato presentaron un modelo a tamaño real de su interpretación de como lucirán los monoplazas el próximo año.

Por supuesto que este modelo vino con todos los cambios que se esperan para el próximo año: el morro bajo unido directamente al alerón delantero, la carrocería simplificada y el enfoque en la aerodinámica de efecto suelo, todo ello presentado en el coche envuelto en una distintiva decoración holográfica.

Dicho esto, había algunas pequeñas diferencias entre el modelo físico y el render que anteriormente se exhibió, sobre todo en la parte delantera; la punta del morro se situaba en el centro del elemento del alerón delantero, en lugar de sobresalir de él, lo que daba a entender la variación que pueden ejecutar los equipos. Aunque la F1 eligió una representación de las normas del próximo año basada en gran medida en la estética, es de esperar que los equipos adopten una visión más pragmática de las normas y no se ciñan necesariamente al espíritu de las mismas buscando el rendimiento.

Hay un mayor enfoque en los diseños prescritos y en los componentes de una sola especificación para reducir los costes y desarrollar el efecto aerodinámico que la F1 ha estudiado y señalado como el camino a seguir para permitir mayores batallas rueda a rueda y adelantamientos en pista, pero esos efectos seguramente se diluirán un poco cuando veamos la gama real de coches del próximo año.

En cualquier caso, es una nueva dirección emocionante para la F1; aunque algunos han cuestionado la necesidad de las nuevas reglas, ya que 2021 sigue intrigándonos a todos, con el GP de Gran Bretaña mostrando las dificultades de competir con el nivel actual de aire sucio. Las nuevas normas deberían reducir ese problema... si todo sale según lo previsto.

¿Cuál te gusta más? Te encantarán:

Por Alex Kalinauckas, Jonathan Noble, James Newbold, Jake Boxall-Legge y Haydn Cobb

Drivers group photo with the 2022 F1 car
compartidos
comentarios
'Sin excusas para Hamilton', por Jacobo Vega

Artículo Anterior

'Sin excusas para Hamilton', por Jacobo Vega

Siguiente artículo

Honda F1 cruza los dedos con el motor de Verstappen

Honda F1 cruza los dedos con el motor de Verstappen