Ferrari ahora sí quiere congelar los motores de F1 para 2022

Ferrari asegura estar a favor de que la Fórmula 1 congele los motores desde 2022, después de acordar adelantar los nuevos propulsores a 2025.

Ferrari ahora sí quiere congelar los motores de F1 para 2022

La F1 ha estado negociando durante las últimas semanas la posibilidad de congelar el desarrollo de los motores después del próximo año, tras la decisión de Honda de dejar la categoría a finales de 2021.

Red Bull y AlphaTauri, los equipos a los que Honda provee motores, están interesados en continuar utilizando las unidades de potencia del fabricante japonés más allá de 2021, asumiendo la propiedad intelectual y los derechos. Pero han dejado claro que no podrán financiar el desarrollo futuro y por eso piden una congelación.

Aunque Mercedes siempre ha estado a favor de la congelación de los motores, tanto Ferrari como Renault han dicho en otras ocasiones que no apoyarían tal medida, y el CEO de Ferrari, Louis Camilleri, dijo que iba "en contra del espíritu de la F1".

Pero Ferrari ha cambiado de posición tras las recientes conversaciones con la F1, la FIA y el resto de fabricantes de unidades de potencia.

Mattia Binotto, jefe del equipo italiano, confirmó este viernes en Bahrein que Ferrari respaldará la congelación de los motores, después de acordar también que la nueva generación de unidades de potencia de la F1 se introduzca un año antes de lo planeado (en 2025, en lugar de en 2026).

"Creo que lo que dijimos es que ya hay normativas en vigor donde de alguna manera Red Bull tiene una solución, pueden recibir motores de otros fabricantes, no hay duda", dijo Binotto cuando Motorsport.com le preguntó si la posición de Ferrari había cambiado.

"Entendemos también su intención de seguir usando el motor Honda en el futuro. Tuvimos reuniones en los últimos días con la F1 y la FIA. Creo que como Ferrari, entendemos la situación".

"Somos partidarios de tratar de adelantar una temporada, un año, la congelación de los motores, porque eso significaría también tratar de adelantar a 2025 las nuevas reglas para las unidades de potencia".

"Conociendo la situación y entendiéndola, no es la primera vez que Ferrari actúa de manera responsable en ese sentido. Así que apoyaremos la congelación, adelantando un año los motores [nuevos]".

Convergencia de rendimiento en los motores de la F1

El cambio de postura de Ferrari prepara el camino para la introducción de una congelación de motores en 2022, que durará tres años hasta que entren en juego las nuevas unidades de potencia.

Pero Binotto dijo que se están llevando a cabo conversaciones para asegurar que haya una adecuada convergencia entre los fabricantes antes de la congelación para asegurar que no haya grandes diferencias entre los diferentes propulsores.

"Las conversaciones están en curso con la FIA, con la F1, si debemos considerar un mecanismo de convergencia de motores, si hay alguna situación en la que un fabricante esté realmente bajo de rendimiento en comparación con los otros", dijo Binotto.

Más de F1:

"Porque luego se congelará durante tres años el rendimiento relativo entre los fabricantes. Creo que esos detalles serán importantes".

Binotto dijo que las reglas que entrarán en vigencia en 2025 darán lugar a "una unidad de potencia bastante diferente" a la que se usa actualmente, pero que se aclarará sus características técnicas a mediados de 2021.

"Para tener un nuevo formato de unidad de potencia en 2025, necesitaremos para mediados del próximo año claridad en las regulaciones", dijo Binotto.

"Creo que será una unidad de potencia muy diferente a la de hoy, porque hay, al menos desde el punto de vista de Ferrari, importantes objetivos que deben establecerse, como por ejemplo un coste muy diferente".

"Tiene que ser más sostenible desde el punto de vista de los gastos. Creo que la unidad de potencia debería costar el 50% de lo que estamos gastando hoy en día. Para lograrlo, creo que para decidir cuál será el formato técnico, será un ejercicio muy difícil".

"Creo que también desde el punto de vista de la sostenibilidad, en cuanto a la huella de carbono, tenemos que establecer nuestro objetivo, que tiene que ser muy ambicioso. Debemos que ser muy proactivos, pero también tiene que existir colaboración entre los fabricantes, la F1 y la FIA con el fin de avanzar muy pronto en la normativa. Eso definirá el futuro de la F1 desde 2025 hasta 2030".

compartidos
comentarios
Red Bull no dejó a Ricciardo correr Le Mans con Porsche

Artículo Anterior

Red Bull no dejó a Ricciardo correr Le Mans con Porsche

Siguiente artículo

Ferrari confirma que Sainz completará un test con su F1 de 2018

Ferrari confirma que Sainz completará un test con su F1 de 2018

Sobre este artículo

Campeonatos Fórmula 1
Equipos Scuderia Ferrari
Autor Luke Smith