¿Por qué Stefano Domenicali será el jefe ideal de la Fórmula 1?

Llega un cambio importante al frente de la F1, ya que Stefano Domenicali ocupará el lugar de Chase Carey como CEO de la categoría. Aquí repasamos la historia del italiano y las razones del cambio de mando.

Domenicali se convertirá a finales de 2020 en el tercer jefe de la F1 en los 70 años de la categoría, después de Carey y el histórico Bernie Ecclestone.

El anuncio oficial de la F1 respecto al nombramiento de Domenicali llegó este viernes, así que vamos a repasar quién es, a qué se ha dedicado, y por qué llega al cargo.

¿Quién es Stefano Domenicali?

Stefano Domenicali ha disfrutado de una carrera en el motorsport durante cerca de 30 años, trabajando para algunas de las mayores marcas de la industria del automóvil.

Domenicali (mayo de 1965) estaba destinado a trabajar en el deporte motor, ya que nació en Imola, la ciudad donde se encuentra el Autodromo Enzo e Dino Ferrari, circuito que acogió tantos años el Gran Premio de San Marino y que vuelve a la F1 en este 2020.

Después de pasar gran parte de su infancia en la pista, Domenicali pasó a trabajar tanto en Imola como en Mugello antes de graduarse en la Universidad de Bolonia y enviar rápidamente un currículum a Ferrari.

¿Ha trabajado antes Domenicali en la Fórmula 1?

Sí, Domenicali tuvo una larga trayectoria en la F1 con Ferrari, desempeñando un papel crucial en una de las eras más dominantes de un equipo en la historia de las carreras.

Domenicali fue avanzando en Ferrari después comenzar a trabajar con ellos en 1991 en el departamento de finanzas. Trabajó en el enlace de patrocinadores y fue jefe de personal antes de convertirse en el director deportivo del equipo de F1 de Ferrari en 1998.

Domenicali ayudó a redefinir el rol de director deportivo en los equipos, poniendo un nuevo enfoque en el rendimiento humano con efectos que han llegado hasta la actualidad en la F1.

Tuvo un papel importante en la racha de seis campeonatos consecutivos de constructores de Ferrari entre 1999 y 2004, y en la de cinco títulos de pilotos de Michael Schumacher entre 2000 y 2004.

Después de casi una década como jefe deportivo, Domenicali fue la elección natural para Ferrari como su siguiente jefe de equipo tras la renuncia de Jean Todt al final de la temporada 2007.

En 2014, Domenicali renunció a su cargo de jefe de Ferrari tras sólo tres carreras del inicio de la temporada, después de un difícil comienzo de año en el que cayó al quinto lugar en el campeonato de constructores, con problemas por adaptarse a las nuevas reglas del motor híbrido V6.

Artículo relacionado:

¿Qué hizo Domenicali después de la F1?

Domenicali no pasó mucho tiempo fuera de la industria automotriz después de su salida de Ferrari, convirtiéndose en presidente de nuevas iniciativas de negocios en Audi en noviembre de 2014.

Domenicali luego se trasladó a Lamborghini, también parte del mismo Grupo VW, en 2016, convirtiéndose en el CEO del fabricante italiano. Ayudó a llevar a Lamborghini a un enorme crecimiento y a unas cifras de récord de ventas hasta 2019.

Además de su papel con Lamborghini, Domenicali fue presidente de la comisión de monoplazas de la FIA, ayudando a supervisar una reestructuración de las categorías de formación de jóvenes pilotos.

Domenicali revivió la antigua Fórmula 2, que se convirtió en el último peldaño hacia la F1 en 2017, y también estableció una nueva plataforma de Fórmula 3 internacional en 2019, haciendo que el camino desde el karting a la F1 fuera mucho más claro para los pilotos aspirantes.

Domenicali siguió siendo una figura popular y bien recibida en el paddock de la F1, y en ocasiones apareció como experto en la cobertura del Channel 4 del Reino Unido.

¿Por qué Domenicali ocupará el lugar de Chase Carey en la F1?

Domenicali lleva mucho tiempo en el radar de Liberty Media como un posible líder de la F1. Su trayectoria en Lamborghini demuestra su capacidad para ayudar a hacer crecer una marca, lo cual, combinado con su evidente conocimiento y fuerza en el automovilismo, lo convierte en una figura ideal para hacerse cargo de la F1.

En el pasado se habló de otros nombres para ese papel, como por ejemplo los directores de tres equipos de F1: Toto Wolff, Christian Horner y Zak Brown.

Pero como a muchos les preocupaba que uno de ellos favoreciera a su actual escudería, se acordó que nadie podría asumir el rol si había trabajado para un equipo en los últimos dos años.

Descúbrelo:

¿Por qué se retira Chase Carey de la F1?

A sus 66 años, el actual CEO Chase Carey nunca tuvo entre sus planes quedarse mucho tiempo en su cargo, siendo su principal cometido conseguir finalizar y firmar el nuevo Pacto de la Concordia.

Como ya todos los equipos han firmado los términos comerciales para los próximos cinco años, Carey puede ahora pasar el testigo a Domenicali para supervisar el futuro crecimiento y progresión de la F1.

Chase Carey ha logrado mucho desde que tomó el relevo de Bernie Ecclestone como CEO en enero de 2017, cuando se completó la adquisición de la F1 por parte de Liberty Media. Ha desempeñado un papel clave en asegurar un futuro más sostenible para la F1 a través del nuevo Pacto de la Concordia y las nuevas reglas que llegarán en 2022, incluyendo un innovador límite presupuestario.

Carey se enfrentó a una serie de grandes desafíos durante 2020 a raíz de la pandemia de coronavirus, pero ayudó a lograr un calendario de 17 carreras, algo que la mayoría pensaba que era poco probable a principios de este año.

Seguirá involucrado en la F1 más allá de final de año, asumiendo un nuevo papel cuando Domenicali se convierta en CEO antes de la temporada 2021.

¿Cómo cambiará a la Fórmula 1 el cambio de jefe?

El mayor cambio con la llegada de Domenical es que la F1 la dirigirá nuevamente un "hombre de las carreras".

El historial de Carey en los negocios y en la dirección de grandes marcas era muy impresionante, lo que llevó a su nombramiento en 2017, pero no tenía el conocimiento interno de la F1 que Domenicali sí aportará.

Gran parte del trabajo de base para los grandes cambios que la F1 sufrirá en los próximos dos años -como el tope presupuestario en 2021 y las nuevas reglas técnicas en 2022- ya ha sido establecido. Domenicali tendrá la tarea de supervisar su implementación y vigilancia, así como de buscar la continuación de la futura expansión de la F1.

La llegada de Domenicali significa que tres de las figuras clave del dream team de Ferrari de principios de la década de 2000 ahora tendrán puestos de responsabilidad en la cima de la F1. Jean Todt es presidente de la FIA desde 2009, mientras que Ross Brawn es el director deportivo de la F1.

Sin embargo, el mandato de Todt como presidente de la FIA acabará en diciembre de 2021, y ya ha dicho que no buscará cambiar los estatutos que impiden que vuelva a ser reelegido.

Domenicali trabajará con el equipo que ya está en la F1 para continuar el crecimiento que la serie ha tenido en los últimos años. Dado su historial en Lamborghini y su anterior éxito en Ferrari, parece ser un nombramiento perfecto.

compartidos
comentarios
Los detalles técnicos de los Fórmula 1 en el GP de Rusia

Artículo Anterior

Los detalles técnicos de los Fórmula 1 en el GP de Rusia

Siguiente artículo

Oficial: Stefano Domenicali, nuevo jefe de la Fórmula 1

Oficial: Stefano Domenicali, nuevo jefe de la Fórmula 1

Sobre este artículo

Campeonatos Fórmula 1
Autor Luke Smith