Nakagami detecta el principal problema de la Honda de Márquez

En su primera temporada con material oficial, Takaaki Nakagami se ha encontrado una moto con la que no es capaz de mejorar los resultados de 2020.

Nakagami detecta el principal problema de la Honda de Márquez

Takaaki Nakagami sigue buscando su primer podio en MotoGP. El año pasado se quedó a muy poco de lograrlo en varias ocasiones con la Honda RC213V de 2019. En la temporada 2021 dispone de la última especificación y material oficial.

Sin embargo, el piloto japonés ostenta un cuarto y un quinto lugar como mejores resultados después de 11 grandes premios, y ocupa el 12º lugar en el campeonato con 55 puntos. El año pasado, Nakagami sumó 92 puntos tras 11 carreras.

La comparación entre los dos grandes premios en Spielberg de 2020 y 2021 es notable. El año pasado, en la segunda carrera en Austria, Nakagami iba segundo cuando se detuvo. Al no tener un neumático trasero nuevo para la reanudación, no pudo mantener el resultado, pero aun así el balance es mejor que esta temporada, donde no se ha acercado al podio. El nipón explica este paso atrás.

"Son muchas cosas", afirma. "No puedo decir que tenga muy buenas sensaciones con la moto. También es por la electrónica; no sé exactamente. La rueda trasera siempre patina mucho. Por eso el neumático se sobrecalienta muy rápido".

"Cuando el rendimiento del neumático baja, no hay nada que hacer. Los tiempos por vuelta son cada vez más lentos. Es difícil de controlar y gestionar. Por eso es difícil mantener los tiempos de vuelta. Ese es nuestro principal problema".

Más de MotoGP:

El resto de pilotos de Honda también están sufriendo por la falta de agarre en la rueda trasera. Marc Márquez, Pol Espargaró, Alex Márquez y Nakagami llevan configuraciones ligeramente diferentes, ya que HRC trabaja en todas las direcciones.

"Después de los entrenamientos lo hablamos todo con el equipo. Lo explico todo. Hemos identificado el problema y sabemos dónde estamos perdiendo. Pero aún no hemos encontrado la solución. Ese es el principal problema", sostiene Nakagami.

"En la clasificación fui una décima de segundo más rápido que el primer fin de semana en Spielberg, pero la sensación fue la misma. Se llega al límite muy rápido. No tenía confianza para seguir el ritmo del grupo de cabeza".

"El año pasado tenía más confianza con la moto y sentía que podía luchar por el podio. Pero estos dos fines de semana fueron muy difíciles. Estamos intentando encontrar una solución, pero de momento no sabemos cómo mejorar".

Las esperanzas están puestas en el Gran Premio de Gran Bretaña, donde se corrió por última vez en 2019. En 2017, Nakagami ganó allí la carrera de Moto2.

"Vamos a ver cómo va Silverstone, una pista diferente. Podría haber diferentes temperaturas. Solo podemos seguir adelante", remacha.

Lee también:

compartidos
comentarios
Márquez: “2020 fue un año perdido en lo personal y en lo profesional” 

Artículo Anterior

Márquez: “2020 fue un año perdido en lo personal y en lo profesional” 

Siguiente artículo

Rossi: “No puedo caerme cuando lucho por terminar el 13º”

Rossi: “No puedo caerme cuando lucho por terminar el 13º”