Michelin: “Los problemas de patinaje en Jerez se dieron por tres factores”

Piero Taramasso, responsable del suministrador francés, desgrana los elementos que provocaron las quejas de Jorge Lorenzo y de casi toda la parrilla. Los problemas desaparecieron en el test del lunes.

Los pilotos de MotoGP reunidos en la Comisión de Seguridad que se celebró en Jerez el pasado sábado solicitaron que el circuito andaluz se reasfalte de cara al año que viene, en vistas del pobre nivel de adherencia que presenta el actual.

Por su parte, los técnicos de Michelin siguen analizando los datos recabados el domingo, para tratar de entender los motivos que provocaron tantos problemas de sobredeslizamiento del neumático trasero en la mayoría de pilotos.

Jorge Lorenzo, por ejemplo, dijo que las pasaba canutas a partir de engranar la tercera marcha. “En la recta, cuando metía tercera, cuarta y quinta, la goma de atrás comenzaba a patinar mucho. Incluso con la moto recta tenía que mantener el acelerador al 80%º. Esto es algo que no me había ocurrido nunca; era como pilotar en mojado. Espero que Michelin de con el problema y lo resuelva por el bien de todos”, lamentó el español.

La respuesta la ofrece a Motorspot.com Piero Taramasso, responsable de Michelin en MotoGP. Primero a modo de resumen, y después de forma mucho más detallada.

“El sobredeslizamiento del compuesto trasero que vimos en Jerez produjo por tres motivos combinados. Vale la pena tener en cuenta que esos problemas fueron a menos el lunes, porque la superficie se había engomado, la temperatura era cas idéntica y los equipos trabajaron en esa puesta a punto específica”, resume Taramasso, antes de pasar a desgranar su argumentación.  

“El agarre del asfalto de Jerez en es en sí muy limitado. Además, también hay que tener en cuenta que la temperatura subió el domingo unos 10 grados”, relata el técnico.

“En segundo lugar, las estructuras están trabajando con la centralita única para tratar de recuperar los valores de adherencia del curso pasado. Hemos reparado en que las motos que incorporaban las aletas delanteras acusaron más ese problema que las demás. El recorrido de la suspensión delantera llega a ser de cuatro milímetros, mientras que la trasera es de solo uno. Eso provoca que se pierda carga detrás”, añade Taramasso.

En Montmeló puede repetirse la historia

“Y tercero, la goma. En ningún caso queremos quitarnos responsabilidad. Estamos recabando información para entender cuál es la mejor forma de desarrollar nuestros neumáticos. Hay que tener en cuenta que en Montmeló (cinco de junio) también nos encontraremos un asfalto con poca adherencia. En este sentido tengo que recalcar que la opción trasera que empleamos en Jerez fue la misma que llevamos a Austin, y que allí no hubo ningún problema”, zanja el italiano. 

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series MotoGP
Tipo de artículo Noticias de última hora