El motor de Suzuki quedará descongelado si no sube al podio en Cheste

Los malos resultados de Suzuki en este 2017 pueden hacer que el equipo recupere en 2018 los privilegios que le permitirán desarrollar su motor a lo largo del curso.

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP

La temporada pasada, la victoria que Maverick Viñales logró en Silverstone y sus cuatro podios, hicieron que la marca japonesa perdiera con vistas a este 2017 las concesiones que permite el reglamento, introducidas inicialmente para que los constructores recién llegados puedan ponerse al día.

Las principales novedades radican en el número de motores disponibles a lo largo del año, nueve por piloto en vez de los siete que estipula la normativa, y en que los propulsores dejan de estar congelados, de modo que los departamentos técnicos pueden desarrollarlos con el paso de los grandes premios.

Además, la restricción en el número de pruebas que afecta a los corredores titulares –cinco días como máximo– tampoco afecta a los beneficiados por esos privilegios, que además podrán alinear a un invitado (wild card) hasta en seis ocasiones, el doble que los demás (tres).

Con la fórmula que regula este sistema, una victoria tiene un valor de tres puntos, una segunda plaza, dos, y el tercer escalón del podio, uno. 

Ni Andrea Iannone ni Alex Rins llevan un solo podio hasta ahora, y si esa dinámica se repite en la única prueba que falta, este domingo en Valencia, Suzuki recuperará esas concesiones tan ventajosas en 2018.

Iannone ocupa la 15ª plaza de la tabla con 60 puntos, 14 más que Rins, que figura el 17º. El mejor resultado del primero es la cuarta plaza que consiguió en Japón, donde cruzó la meta justo por delante de su compañero.

En este 2017, Suzuki acusó de forma tremenda el no poder meterle mano al motor de su prototipo, el elemento que, según el diagnóstico hecho tanto por los pilotos como por los ejecutivos de la escudería, ha impedido que ni el italiano ni el español hayan podido cumplir con las expectativas.

La estructura de la gran S reconoció hace ya tiempo que la clave de todos sus males había que irla a buscar a Jerez, en los test que se realizaron en noviembre del año pasado.

Allí, siguiendo las indicaciones de Iannone –Rins no tomó parte en ese entrenamiento al haberse lesionado unos días antes, en Valencia–, los ingenieros de Suzuki apostaron por una especificación de motor concreta que finalmente no dio el rendimiento esperado.

“En el test posterior a Brno, Alex probó un motor tenía características del de 2016 y le gustó mucho. Andrea ya lo había probado antes y coincide con él. El problema es que no lo podemos utilizar por reglamento”, explicaba Brivio a Motorsport.com.

Desde ese momento, Suzuki no ve la hora de poder probar la moto de 2018 con el nuevo motor, que incorpora lo mejor de las dos versiones (2016 y 2017), y que además podrá ser retocado a lo largo de la temporada.

La fecha será el próximo martes, en Cheste, donde oficialmente arrancará la pretemporada del Mundial del año que viene.   

↓ Mira algunas fotos de la temporada de los pilotos de Suzuki ↓

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP
2/13

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP
3/13

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP
4/13

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP
7/13

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP
8/13

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP
9/13

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP
10/13

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP

Andrea Iannone, Team Suzuki MotoGP
11/13

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP
12/13

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP

Alex Rins, Team Suzuki MotoGP
13/13

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series MotoGP
Pilotos Andrea Iannone , Alex Rins
Equipos Team Suzuki MotoGP
Tipo de artículo Noticias de última hora
Etiquetas brivio, iannone, motogp, motor, rins, suzuki