Lorenzo: “Al caerme pensé que me perdía la carrera”

El de Yamaha protagonizó una espectacular caída en la fatídica curva 11 cuando apenas llevaba cuatro vueltas del primer entrenamiento de la mañana, de la que salió con un leve esguince de tobillo y la mano dolorida.

Sachsenring (Alemania).- Sea el tiempo, el frío, la lluvia o los elementos en general, lo cierto es que Jorge Lorenzo volvió a sufrir lo indecible en la primera jornada de entrenamientos libres del Gran Premio de Alemania.

Tras perderse todo el primer entrenamiento por la caída, en el segundo nunca rodó en tiempos decentes, acabando el la posición número 16. Un pésimo resultado sólo enmascarado por el mal día, en general, para las Yamaha.

“Yo creo que el resultado de hoy es una combinación de factores que se han juntado con la carrera de Assen. Hoy a las Yamaha les ha costado mucho, por la falta de adherencia que se produce además en este circuito que no favorece mucho a nuestra moto. Estamos sufriendo de inestabilidad en medio de la curva y eso hace que la nueva electrónica trabaje y deje de hacerlo. Si a eso sumamos la falta de confianza delante y la poca tracción detrás, pues no vamos rápido en ninguna área”, explicaba el mallorquín.

“No somos rápidos en ninguna faceta: ni en aceleración, ni en frenada ni en medio de la curva”, advertía preocupado.

“Los pilotos que hemos estado más atrasados no hemos puesto neumático nuevo. Ha sido una jornada muy mala. Si mañana hace más calor espero que vayamos mucho mejor”, soltaba con un hilo de esperanza.

Lorenzo ha sido el primero en salir a pista cuando se encendió el semáforo verde por la mañana. Dio una vuelta de aclimatación, un segundo giro lento, una tercera vuelta con un poco más de velocidad y, en la cuarta, perdió la parte delantera de la moto en la 11. A esa curva se llega tras una secuencia de giros a izquierda que dura aproximadamente medio minuto, tiempo en el que la goma trabaja sólo ese lado y se enfría el flanco derecho. Es entonces cuando hay un giro a la derecha (11) y una bajada a toda velocidad por el ‘tobogán’. Lorenzo picó en el asfalto y rodó por la graba, golpeándose la cabeza y todo el cuerpo.

“No he pensado que se me escapaba el título pero sí que me iba a perder la carrera, porque debía volver a operarme. La verdad es que el exterior de la mano estaba hinchado, luego de hora u hora y media se me ha empezado a deshinchar. Tenía sensaciones de que el dedo dolía y podía estar roto”, relataba el español.

“En la caída he entrado un pelín demasiado abierto en la curva anterior y un poco más rápido de la cuenta. No sé si antes de entrar yo ya estaba la pista un poco más húmeda”, a consecuencia de la lluvia que interrumpió la sesión nada más empezar.

El de Yamaha recordó que en ese punto “vas a 180 kilómetros por hora y en quinta”, para acentuar el peligro de la caída.

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series MotoGP
Evento GP de Alemania
Sub-evento Práctica viernes
Pista Sachsenring
Pilotos Jorge Lorenzo
Tipo de artículo Noticias de última hora