El poleman de las 500 millas de Indianápolis, atracado horas después en un Taco Bell

Tras conseguir la pole para la 101ª edición de las 500 millas de Indianápolis, Scott Dixon junto con su esposa Emma Davies-Dixon y el tres veces ganador en Indy Dario Franchitti, fueron atracados a punta de pistola.

El poleman de las 500 millas de Indianápolis, atracado horas después en un Taco Bell

El incidente ocurrió sobre las 10 de la noche mientras los pilotos del Chip Ganassi Racing se dirigían al restaurante Taco Bell en West 16th Street, a apenas unos metros del circuito de Indianapolis Motor Speedway, según Fox59.

Un propio miembro del equipo Ganassi confirmó la información al canal NBC Sport, pero ninguno de los pilotos quiso hacer declaraciones.

Sin embargo, su compañero de equipo Tony Kanaan si que habló del asunto. "Se suponía que debía estar con ellos también", declaró. "Soy de Brasil, así que estoy un poco más acostumbrado a estas cosas, pero no pensé que pudiera pasar aquí. Me alegro de que estén bien".

"Estábamos en el autobús [donde los conductores aparcan sus autocaravanas en el Speedway] y decidimos que necesitábamos ir a por algo de cenar y que Dixon invitaría por razones obvias. Lo mandamos y mientras se dirigía en el coche, dos chicos se acercaron, le obligaron a bajar las ventanillas y le apuntaron con un arma a la cabeza. Le pidió su cartera y el teléfono. No la llevaba encima porque la había dejado en la autocaravana, así que les dio la cartera de su esposa y los chicos se fueron".

Los atracadores, unos adolescentes de 14 y 15 años fueron arrestados horas más tarde tras haber huido a pie hacia Berwick Ave. Fox informó que la esposa de Dixon estuvo presente en el incidente.

compartidos
comentarios
Alonso: “Sin el problema con el ‘boost’ podría haber hecho la pole”

Artículo Anterior

Alonso: “Sin el problema con el ‘boost’ podría haber hecho la pole”

Siguiente artículo

Chilton lidera el último entrenamiento antes de la Indy 500

Chilton lidera el último entrenamiento antes de la Indy 500