Top de historias 2016, #8: Las críticas de Vettel a Whiting en México

El controvertido ataque por la radio del coche de Sebastian Vettel al director de carrera de la Fórmula 1, Charlie Whiting, durante el Gran Premio de México, es la octava de las veinte historias que han marcado el año.

A lo largo de 2016 la radio del coche del piloto alemán Sebastian Vettel se convirtió en uno de los centros de atención de las televisiones y, como suele ser en los mensajes de radio de F1, a menudo era para lanzar quejas sobre sus rivales, en especial sus competidores directos. 

Sin embargo, ningún mensaje alcanzó la furia a tan alto nivel como en el Gran Premio de México, donde Sebastian Vettel fue contra Max Verstappen después de que el piloto holandés defendiera la posición de todas las maneras posibles al límite del reglamento. 

El piloto de Ferrari luchaba por el tercer puesto del podio contra Verstappen, que llevaba neumáticos más viejos que el alemán. En uno de esos intentos, el holandés cortó camino por la curva 1 regresando por delante de su rival. El movimiento llevó a Vettel a exigirle a Verstappen que lo dejara pasar, algo que el piloto de Red Bull, de 19 años, se negó a hacer, lo que provocó una escalada de críticas por la radio del cuatro veces campeón del mundo. 

"Muévete, muévete por el amor de Dios, es un gran pío, eso es lo que es", gritó Vettel.

"¿Que acaso soy el único o no están viendo lo que yo estoy viendo?", agregó Vettel quien ya tenía la presión de Daniel Ricciardo en la parte final de la carrera. La frustración de Vettel continuó creciendo mientras Verstappen hacía todo lo posible para mantenerle a raya.

La ira del piloto alemán alcanzó su climax cuando dirigió un mensaje al director de carrera Charlie Whiting.

"¿Sabes qué ?, aquí está un mensaje para Charlie: ¡Que te den por el cu..! Honestamente, que te den por el cu..", gritó Vettel. "Voy a golpear a alguien."

Verstappen cruzó la meta tercero pero más tarde descendió a la quinta posición a consecuencia de una penalización de cinco segundos por lo sucedido en la curva 1, cuando Vettel lo atacaba. Esa situación llevó a Vettel al podio, pero el propio piloto de Ferrari estaba bajo investigación por moverse en una maniobra de frenada para defenderse de Ricciardo. 

Vettel fue penalizado tres horas más tarde; terminando el trofeo del tercer puesto para el australiano, mientras que el cuatro veces campeón del mundo cayó al quinto, por detrás de Verstappen. Los dos pilotos de Red Bull subieron al podio de México varias horas después de terminar la carrera, ya de noche, para escenificar su 'victoria' sobre el alemán.

Sin embargo, el asunto no había terminado, ya que Vettel se vio a sí mismo en el centro de atención por sus comentarios despectivos hacia Whiting. La FIA decidió investigar el estallido a pesar de que Vettel pidió disculpas al director de carrera tras la prueba.

Vettel emitió cartas a la FIA y a Whiting para disculparse por sus comentarios. La situación quedó sin sanciones. 

"El hecho de que me buscó poco después de la carrera para disculparse, para mí fue suficiente, y estoy preparado para olvidarlo y seguir adelante", explicó Whiting más tarde. "Creo que eso es lo que debemos hacer, las cosas pasan en el fragor del momento". 

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Pilotos Sebastian Vettel
Equipos Ferrari
Tipo de artículo Artículo especial