Suscribirse

Regístrate gratis

  • Accede rápidamente a tus artículos favoritos

  • Gestiona las alertas de noticias y pilotos favoritos

  • Haz que tu voz se escuche comentando los artículos

Motorsport Sin Anuncios

Descubre el contenido premium
Suscribirse

Edición

España España

Por qué Mercedes bloqueó el retraso hasta octubre de las reglas de F1 2026

La Fórmula 1 se encuentra en unas semanas críticas para conseguir el respaldo de la introducción de las reglas técnicas de los monoplazas a partir de 2026.

George Russell, Mercedes F1 W15

La pasada semana, la FIA reveló los detalles de las reglas técnicas que entrarán en vigor en la Fórmula 1 a partir de la temporada 2026, y el borrador causó cierto malestar en el paddock. En medio del consenso de que el rendimiento de los coches no está a la altura de lo que el campeonato necesita, con las ideas de que son demasiado rápidos en rectas y muy lentos en las curvas, ya se está investigando cualquier posible cambio.

Conoce más sobre las reglas técnicas de la Fórmula 1 a partir de 2026:

De hecho, el director de monoplazas de la federación internacional, Nikolas Tombazis, dijo tanto a los medios de comunicación como a los equipos durante reuniones separadas durante el pasado sábado, que la normativa se modificaría: "Aún no tenemos el reglamento definitivo, y tenemos que encontrar y discutir con las escuderías algunas cosas".

"Somos igualmente conscientes de algunas de las preocupaciones relativas a la carga aerodinámica con los monoplazas a alta velocidad o en línea recta, y esas son cosas que clasificamos como refinamientos que todavía deben tener lugar", explicó.

El camino hasta una normativa definitiva con algunas modificaciones es interesante, porque se llevará a cabo bajo una gobernanza que requiere el apoyo formal de los equipos. Hasta ahora, la FIA tuvo derecho a elaborar el reglamento en solitario, ya que el Código Deportivo Internacional implica que las normas no tienen que ser aprobadas por los competidores en los 18 meses siguientes a su entrada en vigor.

De hecho, con la fecha límite del 30 de junio para establecer las reglas de 2026, aunque el organismo rector consultó a las escuderías sobre las ideas y les pidió su opinión, no les exigió ningún respaldo sobre lo que se estaba plasmando en la normativa. Todo eso cambiará el 1 de julio, cuando las normas pasen a estar bajo jurisdicción del Pacto de la Concordia, que exige que cualquier modificación a partir de ese momento requiera apoyo de la Comisión de la Fórmula 1.

Se trata de un escenario que podría hacer que la modificación de algunas cosas lleve más tiempo, puesto que el proceso significa que los debates tendrán que pasar por las vías formales del Comité Asesor Técnico y remitirse a la Comisión de la Fórmula 1. Allí, una mayoría de apoyo será suficiente para aprobar cualquier cambio, pero en el mundo del Gran Circo, nada está garantizado, por lo que podría haber obstáculos inesperados para lograr algunos ajustes.

La perspectiva de que las cosas sean más complicadas de resolver a partir del 1 de julio hizo pensar que debería haber un retraso en la elaboración del reglamento de 2026 hasta octubre, lo que daría a la FIA más tiempo para tenerlo listo. También parecía tener todo el sentido, ya que, según la normativa actual, los equipos no pueden empezar a realizar ningún trabajo aerodinámico en los coches de 2026 hasta enero.

Así que, en teoría, si se publicara en octubre, no supondría ninguna diferencia con respecto a una que tuviera lugar en junio. Sin embargo, esos planes se vinieron abajo cuando una votación de las escuderías no consiguió el apoyo unánime necesario, porque Mercedes se negó.

Más sobre los coches de Fórmula 1 del futuro:

Esa decisión obligó a la FIA a respetar la fecha límite del 30 de junio, y a establecer las circunstancias en las que se encuentra la Fórmula 1 en la actualidad. Aunque hay quien piensa que el campeonato podría haberse beneficiado de todo ese tiempo extra para mejorar el reglamento de 2026, parece que la postura de Mercedes se vio alimentada por el hecho de que no querían alargar la conversación.

El temor era que, si la publicación del borrador del reglamento se retrasaba hasta octubre, entonces no había garantía de que ese reglamento no requiriera la misma escala de mejoras que el actual, pero a partir de ahí, solo habría dos meses para dejar las cosas claras antes de que los equipos comenzaran a trabajar en enero, lo que podría haber sido suficiente para ultimar todo lo necesario.

Por lo tanto, al elaborar ahora el proyecto del reglamento, se espera que el plazo de seis meses permita al menos que las cosas estén mejor hechas cuando ondee la bandera verde en enero. Y aunque el proceso de gobernanza que está a punto de comenzar para dar forma a las normas de 2026 tiene sus riesgos de que el interés competitivo se apodere de todo, el director de Mercedes, Toto Wolff, dijo que no tenía ninguna duda de que el resultado final sería bueno.

"La FIA y los equipos están de acuerdo en que tenemos que optimizar el reglamento porque el rendimiento del coche no es lo suficientemente bueno en este momento", comentó. "Estoy seguro de que podemos conseguirlo".


¿Quieres leer nuestras noticias antes que nadie y de manera gratuita? Síguenos aquí en nuestro canal de Telegram y no te perderás nada. ¡Toda la información, al alcance de tu mano!

Forma parte de la comunidad Motorsport

Únete a la conversación
Artículo Anterior El coste del problema en el motor de Leclerc durante la carrera de Canadá F1
Siguiente artículo Leclerc cree que Red Bull F1 volverá a ser la referencia clara en España

Mejores comentarios

Regístrate gratis

  • Accede rápidamente a tus artículos favoritos

  • Gestiona las alertas de noticias y pilotos favoritos

  • Haz que tu voz se escuche comentando los artículos

Motorsport Sin Anuncios

Descubre el contenido premium
Suscribirse

Edición

España España