Pirelli temió que se repitieran los pinchazos de Qatar en Abu Dhabi

Mario Isola, jefe de Pirelli en la Fórmula 1, admite que le preocupaban los nuevos y agresivos pianos de la pista modificada para el GP de Abu Dhabi 2021 de F1.

Pirelli temió que se repitieran los pinchazos de Qatar en Abu Dhabi

El suministrador italiano de neumáticos ha prestado especial atención a los pianos desde el GP de Qatar, donde cuatro pilotos sufrieron problemas similares durante la carrera.

Pirelli dictaminó que los fallos se debieron a que los coches pasaron constantemente por encima de los bordillos durante demasiado tiempo de la carrera, razón por la cual el problema no se había manifestado durante los entrenamientos.

A pesar de ello, reconoce que las circunstancias son diferentes en Abu Dhabi, y Mario Isola, jefe de la división dedicada a la F1, señaló que los pianos a la salida de dos de las curvas rediseñadas eran especialmente preocupantes.

Pirelli discutió el asunto con el director de carrera de la FIA, Michael Masi, en Yas Marina: "Son muy similares [a los de Qatar], aunque no son iguales", dijo. "Son bastante agresivos en la salida de la curva 5 y la curva 9".

Cambios:

"En la curva 1 a la 4 son los mismos que el año pasado, y son diferentes en las curvas 12, 13, 14, 15. La salida de la 16 es la misma que la temporada anterior, así que tenemos diferencias en comparación con esta campaña, y son más agresivos".

"También hay distintos bordillos en el vértice de las curvas, pero, obviamente, es diferente. En primer lugar, porque tienes los neumáticos con menor estrés en el coche, y segundo, porque los pilotos pueden no pasar demasiado por allí, mientras que a mí me preocupan más los bordillos de salida, especialmente en las curvas 5 y 9, que son los más agresivos".

"Hemos visto en los entrenamientos libres, tanto en la Fórmula 2 como en la Fórmula 1, que van sobre los pianos, y la salida de la curva 9 es la de mayor velocidad. Estoy seguro de que en la clasificación utilizarán esta zona, y quizás también durante la carrera si necesitan ir más rápido, así que está este factor que tenemos que considerar".

"Está claro que tenemos una situación diferente en comparación con Qatar, no es la misma, están menos tiempo sobre los pianos, pero es, en cualquier caso, algo que tenemos que considerar, y debemos prestar atención".

Pirelli examinó los neumáticos de los entrenamientos del viernes en busca de posibles signos de daños: "El problema es que no tenemos neumáticos con el número de vueltas para que sea comparable a la duración de un stint durante la carrera", añadió Isola.

"Por tanto, es evidente que podemos aumentar el número de controles que hacemos, pero a veces, como ocurrió en Qatar, no fue posible predecir lo que ocurrió en la construcción del neumático, porque ocurrió después de varias vueltas".

Y añadió: "Sinceramente, no soy un experto en lo que se puede hacer con los bordillos, si se pueden sustituir, o si se pueden quitar o lo que sea, no sé, confío en la FIA y en lo que pueden hacer".

¡No te pierdas nada del GP de Abu Dhabi 2021 de F1!:

"Por eso creo que es útil tener una conversación y destacar lo que hemos encontrado. También estaba esperando la información adicional de esta tarde, y entonces estoy seguro de que podremos encontrar una solución".

"No sé qué es posible hacer ahora. Lo que tenemos que hacer es analizar los neumáticos para tratar de entender si hay algún área potencial de preocupación, para analizar los datos procedentes de los equipos, para comparar eso con el nivel de estrés que vimos en Qatar, así que tenemos mucho trabajo que hacer ahora".

"Todos nuestros hallazgos los compartiremos con la FIA, y estoy seguro de que podremos encontrar una buena solución que sea satisfactoria para ambos", finalizó.

compartidos
comentarios
Los "agresivos" nuevos pianos de Abu Dhabi amanecen modificados
Artículo Anterior

Los "agresivos" nuevos pianos de Abu Dhabi amanecen modificados

Siguiente artículo

Vídeo: una vuelta a Yas Marina en los ojos de Alonso, ¡increíble!

Vídeo: una vuelta a Yas Marina en los ojos de Alonso, ¡increíble!