La evolución del peso en la F1: ¡250 kg más que en los 60!

Los monoplazas de Fórmula 1 han sufrido numerosos cambios a lo largo del tiempo, a veces por la imposición del reglamento. Os mostramos cómo ha variado el peso de los coches desde los inicios del campeonato hasta la actualidad.

1/15

El reglamento actual de 2016 que el monoplaza vacío (sin piloto, lubricante ni carburante) debe pesar, como mínimo, 702 kg en todo momento durante el fin de semana de gran premio. Esos 702kg incluyen el juego de cuatro neumáticos de Pirelli.

Photo by: McLaren

2/15

En 2017, un F1 vacío debe pesar como mínimo 722 kg. La diferencia de 20 kg en comparación con 2016 se explica por el hecho de que los nuevos neumáticos, un 25% más anchos, serán también más pesados.

3/15

Por poner en contexto, los F1 se están convirtiendo en cada vez más pesados, ¡y 2017 será un nuevo récord! Entre 1950 y 1960 no hubo ninguna regla sobre el peso.

4/15

A partir de 1961, el mínimo necesario para participar en el mundial de Fórmula 1 era de 450 kg. Sí, ¡252 kg menos que actualmente!

Photo by: Eric Koch

5/15

Ese peso mínimo reglamentario duró hasta 1981, y a partir de entonces el coche debía pesar al menos 585 kg.

Photo by: Williams F1

6/15

Las reglas posteriores, con los motores de cuatro tiempos, llevaron a una reducción del peso mínimo. En 1994 los monoplazas debían pesar al menos 505kg. Pero en 1995 los coches subieron de nuevo 90 kg, ¡hasta los 595 kg!

Photo by: Renault

7/15

Bastantes años después, en 2009, los monoplazas de F1 debían tener un peso mínimo de 605 kg, casi 100 kg menos que los actuales coches de la era híbrida.

Photo by: XPB Images

8/15

El peso de la unidad de potencia también está regulada. El mínimo está en 145 kg, pero no todos los equipos tienen el mismo tamaño. Aunque el consumo ahora es crítico, algunos equipos están tratando de llevar hasta 5-7 kg menos de combustible que otros rivales al principio de la carrera. Se acepta comúnmente que una diferencia de 10 kg en un circuito de alrededor de 1'30" de tiempo por vuelta supone una diferencia de 0.3s por vuelta.

Photo by: Giorgio Piola

9/15

Los ingenieros no pueden hacer lo que quieran con esos 702kg. En la clasificación, la distribución de éstos debe responder con precisión a un estándar. El eje delantero no debe pesar menos de 319 kg y el eje trasero debe pesar al menos 376 kg. Eso significa que los equipos pueden, en teoría, "jugar" con sólo 7 kg.

10/15

En 2017, la relación antes mencionada deberá ser de al menos 328 kg delante y 387 kg detrás, dejando el mismo margen de 7 kg "libres" que actualmente. Sin embargo, el aumento de la eficiencia influirá en el diseño de los monoplazas. Mientras que los coches deben tener un peso mínimo, los equipos centran sus esfuerzos en I+D para producir las máquinas lo más ligeras posibles. ¿Por qué?

Photo by: XPB Images

11/15

Porque si el coche es más ligero, es posible distribuir el peso de manera deseable en un área seleccionada, de acuerdo con las relaciones impuestas por la FIA. Podemos encontrar un coche que marque 702 kg en la báscula pero utilizando 20 kilos de lastre, y otro que pese 702 kg sin ningún margen de maniobra.

Photo by: XPB Images

12/15

El "lastre" supone que el material utilizado por los equipos para optimizar la distribución del peso de los coches se pueda mover libremente de carrera en carrera para adaptarse a las necesidades según el tipo de circuito. La norma obliga a que el lastre esté asegurado de manera estable y que se necesiten herramientas para quitarlo.

Photo by: Mercedes AMG

13/15

A excepción de los gases comprimidos, ninguna sustancia se puede añadir para las carreras. Si es necesario que los equipos cambien piezas en el coche durante la carrera, la pieza de recambio no puede ser más pesada que la original.

Photo by: XPB Images

14/15

Pero hay una 'zona gris' bien utilizada por los equipos: es común, cuando acaba la carrera, ver a pilotos "recoger" caucho de los neumáticos en la vuelta de regreso al pitlane para añadir peso antes del pesaje. Se pueden obtener fácilmente cerca de 2 kg de virutas en esa maniobra.

Photo by: Mercedes AMG

15/15

Para los crash test, el maniquí utilizado en la cabina del piloto para simular el impacto frontal y lateral debe pesar al menos 75 kg. Muchos pilotos de la actual parrilla pesan menos de 65 kg, e incluso alguno se acerca a los 60 kg...

Photo by: XPB Images
Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Tipo de artículo Top List
Etiquetas poids, règlements