Liberty se enfrenta a su primer examen con el diseño de la futura F1

Una vez sentenciado el campeonato, otra gran batalla se desatará en el Gran Premio de Brasil con la mayor prueba para Liberty desde su llegada.

Después de 12 meses de luna de miel con los fans, equipos y medios, era inevitable que en algún momento se rompiese el idilio de los nuevos jefes comerciales de la F1.

Ese momento llegó la pasada semana tras la presentación de Liberty y la FIA de las nuevas propuestas para los motores a partir de 2021.

A pesar de haber hablado antes con los fabricantes actuales y otras marcas interesadas en su entrada, las modificaciones previstas en el actual motor V6 no fueron bien recibidas por todo el mundo. 

Mercedes y Renault alertaron sobre una posible guerra de gastos, ya que los cambios obligarían a rediseñar el motor, mientras que Ferrari se mostró especialmente preocupado por la estandarización de partes que les haría perder sus señas de identidad como fabricante.

El presidente de la firma italiana, Sergio Marchionne, incluso fue un paso más allá cuando amenazó con abandonar el campeonato si las reglas no iban a acorde con el equipo. 

"Si cambiamos todo hasta el punto en el que se vuelva irreconocible, no querremos jugar más", afirmó.

Aunque las amenazas de Ferrari de abandonar el campeonato no son nuevas –Enzo Ferrari y Luca di Montezemolo ya usaron esta táctica– la marca Italiana es una compañía completamente diferente en la era Marchionne, y el aviso no puede ser descartado. 

Con la disputa por el diseño de los motores y la amenaza de Ferrari, los equipos llegan a Interlagos el jueves en la segunda fase de las negociaciones con Liberty tras la reunión de esta semana del Grupo de Estrategia sobre el futuro techo presupuestario.

Con los equipos en pleno viaje, todavía no han surgido filtraciones sobre esa reunión secreta y será fascinante ver qué mensajes salen. 

Aunque los grandes equipos como Mercedes y Ferrari aceptan que hay que reducir los costes, hay una creencia generalizada de que un recorte significativo en el presupuesto les dificultaría sus propias ambiciones competitivas.

¿Habrá apoyo generalizado a las propuestas de Liberty o se esperará hasta que las discusiones sobre los premios económicos comiencen de verdad?

Hasta que los equipos no sepan exactamente cuántos ingresos van a tener en el futuro –Mercedes y Ferrari se verán obligados a una reducción para una mayor paridad– es difícil determinar cuáles serán sus gastos.

También será interesante ver cómo reacciona Liberty a las primeras críticas. Mientras que Mercedes, Renault y Ferrari han mostrado su postura la pasada semana, el jefe de la F1, Chase Carey, y sus aliados, Ross Brown y Sean Bratches, se han mantenido en silencio.

¿Podrán mantenerse así en el paddock de la F1, especialmente en uno tan ajetreado como Interlagos, o explicarán por qué creen que sus planes son lo mejor para el futuro de la F1?

Liberty tendrá que tomar decisiones próximamente

¿Querrán conducir la F1 hacia lo que quieren los fans, igualando los equipos para permitir que escuderías como Force India puedan llegar a ganar o querrán mantener el actual estatus y apaciguar a Ferrari debido a su fortaleza? Ambas cosas no son posibles.

Además, habrá otro hecho que pondrá en el foco a Liberty este fin de semana. Casualidad o no, Bernie Ecclestone vuelve al paddock en Brasil.

Habiéndose mantenido al margen en este año de reestructuración para la F1 –trasladando incluso sus oficinas– llama la atención que haya vuelto a hablar a consecuencia de este debate  y sugiriendo que Mercedes ayudó a Ferrari porque necesitan un gran rival.

El jefe de Mercedes, Toto Wolff, afirmó que Ecclestone "es la única persona capaz de estar en la otra parte del mundo y lanzar un granada que impacte en el paddock".

"Estas historias son fantásticas. Las he echado de menos últimamente. Me faltaban esas granadas de mano y las reuniones por una situación de crisis que dividen. Son una buena historia".

De vuelta al paddock, la opinión está dividida. Las conversaciones sobre el futuro del campeonato adquieren el protagonismo una vez que la lucha por el título está sentenciada y Ecclestone está listo para inmiscuirse.

La Fórmula 1 se dirige hacia unos días fascinantes en Sao Paulo.

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Evento GP de Brasil
Pista Interlagos
Tipo de artículo Análisis
Etiquetas brasil, f1, formula 1, interlagos, liberty