Contenido Prime Motorsport.com
Especial

Contenido Prime Motorsport.com

Alonso: "Si corriese contra mi yo de 23 años, ganaría con una mano"

Fernando Alonso deja claro que su evolución como piloto le hace estar por encima del nivel que tenía a principios de los 2000, tras su regreso a la F1 en 2021.

Alonso: "Si corriese contra mi yo de 23 años, ganaría con una mano"

Dicen que no se pueden enseñar trucos nuevos a un perro viejo, pero el arsenal de trucos de Alonso, a sus 40 años, sigue estando a la altura de los mejores, así que ¿qué hay que enseñarle?

En lugar de pensar en la idea de que podría estar en declive, el español, siempre seguro de sí mismo, cree que es mucho mejor piloto ahora que en sus primeros días en Renault, gracias a los años de experiencia que ha sumado tanto en la F1, como en sus escarceos en la IndyCar y Le Mans.

En una amplia entrevista previa al GP de Hungría con algunos medios de comunicación, entre los que estaba Motorsport.com, Alonso admite que le ha costado más de lo esperado ponerse al día en su regreso a la F1 con Alpine tras dos años de ausencia, pero explica por qué en esta categoría la edad es solo un número.

"Esperaba, digamos, tres o cuatro carreras", respondió a la pregunta de Motorsport.com sobre el tiempo que pensaba que tardaría en llegar a su mejor nivel.

"Sabía que Imola era la segunda carrera, que los chicos corrieron en septiembre, octubre del año pasado, y para mí era nuevo. Y Portimao era la tercera, así que pensaba que hasta Barcelona o algo así, la cuarta, no estaría quizás al 100%. Y me costó dos carreras más que Barcelona".

Alonso nunca se ha caracterizado por tener poca confianza, pero cuando no está en su mejor momento también es muy consciente de cualquier resquicio en su armadura, que parece ser mucho más sincero en esta última fase de su carrera.

Nos cuenta que mientras veía los grandes premios por televisión durante su ausencia, en ocasiones tenía un moment en el que pensaba que podía hacer un trabajo mejor que el que veía en la pantalla. Pero en realidad, volver a entrar en la cabina de un piloto de F1 resultó ser una experiencia exigente al principio.

"Creo que cuando estás fuera del deporte y ves las carreras por televisión, piensas que probablemente podrías hacer ese adelantamiento de forma diferente, o esa actuación o esa salida. Tienes tu confianza en ti mismo pensando que cuando vuelvas a subirte al coche puedes mejorar ciertas cosas y quizás intentar aprender de los demás", reconoce.

El análisis:

"Y esto es lo que hice en las primeras carreras. Creo que todavía no estoy al 100% en el coche. Silverstone fue una buena curva de aprendizaje de nuevo, en la gestión de los neumáticos, en la estrategia".

Alonso también estaba preocupado por la falta de kilometraje con los neumáticos de lluvia de Pirelli, pero la exhibición del asturiano en el GP de Hungría en condiciones cambiantes demostró que cualquier preocupación no era necesaria. Pero ahí es donde brilla la experiencia, y donde sus años en el deporte es una ventaja.

Cuando se le pregunta cuánto tiempo podría seguir al más alto nivel, dice: "Lo que siento tal vez suene opuesto a la gente de fuera, porque parece que el deporte y también cómo son las redes sociales, parece que nos confundimos sobre la edad y sobre el rendimiento que puede tener un deportista, ya sabes".

"Esto no es el Tour de Francia, esto no son los Juegos Olímpicos, esto no es el fútbol donde a los 23 años estás en la cima de tu rendimiento. Si ahora corriese contra mí mismo con 23 años, le ganaría con una mano, ya sabes, no es lo mismo".

"No es que cuanto más joven seas, más rápido seas, así no funciona el cronómetro en el automovilismo. Hay gente que quiere ver nuevos nombres, quieren ver nuevas esperanzas, quieren deshacerse de algunos de los nombres habituales que ven cada fin de semana".

"Pero me veo [compitiendo] mucho tiempo, si es en la Fórmula 1, genial, si no es en la Fórmula 1, intentaré perseguir algunos de los retos que quedan fuera de ella, para ser, con suerte, el piloto más completo del automovilismo".

 

Que eso lleve a más éxitos a Alonso y a su compañero de equipo en Alpine, Esteban Ocon, dependerá de la capacidad de la antigua escudería Renault para crear un paquete capaz con la nueva normativa de 2022, en la que se han centrado desde hace tiempo.

Alonso ha sido un entusiasta observador en la fábrica de Alpine en Enstone para supervisar el progreso del proyecto 2022, pero dice que es demasiado pronto para saber de lo que el equipo es capaz.

"Estamos trabajando en el proyecto del año que viene, pero es muy pronto y nadie sabe cuáles son los números porque no tienes nada con lo que comparar", explica. "Todos somos un poco realistas y aún esperamos a febrero porque veremos muchas sorpresas cuando los coches se descubran para todos".

El comportamiento de Alonso sugiere que todavía podría estar por aquí si Alpine llega a recoger los frutos de su trabajo, sugiriendo que no impuso ninguna exigencia mientras negociaba su actual contrato de 1+1 temporada con el fabricante francés.

"No negocié demasiado, y me conformé con lo que el equipo estaba dispuesto a ofrecer", afirmó. "No hubo ninguna discusión sobre eso, no hubo ninguna discusión sobre el salario, ninguna discusión sobre nada. Estoy aquí para rendir y estoy aquí para ayudar al equipo, no para pedir nada. No estoy en esa parte de mi carrera".

Más de F1:

compartidos
comentarios
¿Rimac, en la Fórmula 1? El fabricante no cierra las puertas
Artículo Anterior

¿Rimac, en la Fórmula 1? El fabricante no cierra las puertas

Siguiente artículo

Cómo Aston Martin ha cambiado todo su F1 en 2021

Cómo Aston Martin ha cambiado todo su F1 en 2021