James Allen en F1
Especial

James Allen en F1

La estrategia del GP de Italia: cómo se desvaneció el plan de Ferrari

compartidos
comentarios
La estrategia del GP de Italia: cómo se desvaneció el plan de Ferrari
James Allen
Por: James Allen
5 sept. 2018 12:24

James Allen analiza el GP de Italia, una de las mejores carreras en Monza de los últimos años, con la mezcla perfecta de alta velocidad, batallas igualadas, emoción e intriga estratégica hasta el final.

Que Mercedes ganara la carrera, contra viento y marea en territorio Ferrari, es un gran golpe para la Scuderia que tuvo el mejor coche en Monza y ocupó la primera fila de parrilla.

Convertir eso en un segundo y un cuarto puesto final es una gran desilusión. Los expertos han señalado la falta de blandos en su selección de neumáticos para Monza y el trabajo en ellos, así como el momento de las paradas en boxes como las principales razones, pero ninguna fue particularmente un problema.

Entonces, ¿qué ocurrió y en qué falló la estrategia de Ferrari para una derrota así?

Ferrari: ¿órdenes de equipo o no?

Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H, leads Sebastian Vettel, Ferrari SF71H on the warm-up lap

Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H, por delante de Sebastian Vettel, Ferrari SF71H en la vuelta de formación

Foto: Zak Mauger / LAT Images

Hay un factor humano en el drama de Monza, dado que Kimi Raikkonen está en el final de su carrera y posiblemente sea sustituido por Charles Leclerc la próxima temporada, y de manera comprensible quería la victoria en su posible última carrera allí.

En circunstancias normales, eso no se tendría en cuenta en una batalla tan igualada por el campeonato entre Sebastian Vettel y Lewis Hamilton.

Durante toda la temporada, de hecho durante varias temporadas, Raikkonen ha tenido estrategias alternativas para ayudar a Vettel, empujando a los Mercedes a parar antes o comprometiendo sus tácticas de carrera.

La última vez que logró la pole position, en Mónaco 2017, Ferrari logró cambiar elegantemente las posiciones en favor de Vettel y Raikkonen fue renovado. Aquí las circunstancias eran diferentes; se sabía que los deseos del fallecido presidente, Sergio Marchionne, eran que Leclerc le sustituyera y que solo es cuestión de tiempo que eso se haga oficial.

Raikkonen se llevó una inesperada pole el sábado en parte porque Vettel salió tarde a la pista para la tanda decisiva en Q3 y perdió la posibilidad de recibir el rebufo de Hamilton, pero él se lo dio a Raikkonen. Así que el finlandés vio una clara oportunidad de lograr una victoria final ante los tifosi y su familia.

Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H, Sebastian Vettel, Ferrari SF71H, Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09, and the rest of the field at the start of the race

El inicio de la carrera

Foto: Sam Bloxham / LAT Images

Si realmente quieres ganar un campeonato contra un rival como Hamilton, que está en la mejor forma de su carrera, no deberías considerar permitir la victoria de Raikkonen. Siempre hay maneras y medios para lograr los resultados deseados, pero solo cuando se controla la carrera desde una posición de superioridad.

Vettel, sin embargo, no sentía ese apoyo y estaba en una posición difícil; no solo tenía que controlar a Hamilton detrás de él en la salida, sino también estaba Raikkonen y la ventaja que debería haber tenido después de la clasificación.

El peligro de Hamilton era claro; sería muy agresivo al principio, ya que era su mejor opción, dado que el Mercedes había sido un par de décimas más lento todo el fin de semana.

El error que Vettel cometió -o que se vio obligado a cometer según las circunstancias- fue intentar adelantar a Raikkonen en la primera vuelta en lugar de centrarse en mantener a Hamilton detrás y completar ese giro primero y segundo para controlar la carrera desde ahí.

Sebastian Vettel, Ferrari SF71H about to make contact with Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09, as Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H leads the race

Sebastian Vettel, Ferrari SF71H se toca con Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09

Foto: Manuel Goria / Sutton Images

Vettel intentó pasar a su compañero de equipo en la segunda chicane y Hamilton vio su oportunidad, metiendo su coche por el hueco exterior y Vettel no pudo esquivarle, tocándose y cayendo al 18º puesto.

En una estrategia de gran visión, las decisiones de estrategia de carrera sobre degradación de neumáticos y el momento de las paradas en boxes se pinta más tarde en el lienzo.

Si Raikkonen tiene una cláusula en su contrato que dice que no recibirá órdenes de equipo en caso de lograr una pole position, como se sugirió, entonces eso es algo que podría tratarse más adelante, con el control de la carrera establecido. Durante años, se han llevado a cabo muchas negociaciones difíciles a través de la radio del equipo.

Al arriesgar todo al principio, todo el plan de batalla se vino abajo.

Sebastian Vettel, Ferrari SF71H facing the wrong way after making contact with Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09

Sebastian Vettel, Ferrari SF71H en dirección contraria tras tocarse con Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09

Foto: Manuel Goria / Sutton Images

El objetivo cambió hacia Raikkonen

Cuando Vettel se quedó sin opciones, Ferrari se centró en asegurar que Raikkonen ganara la carrera. En manos de Vettel, el Ferrari se habría alejado del Mercedes, como en Spa y Silverstone, y se habría llevado la victoria.

Raikkonen no pudo contener a Hamilton y eso llevó al error de estrategia que le costó la carrera.

No fue el hecho de que Ferrari hubiera llevado solo un juego adicional de neumáticos blandos además del que cada piloto tenía para la carrera. No era ese el problema; hicieron lo correcto al trabajar con el superblando, el neumático más complicado de entender y dominar en la limitada actividad del viernes por la lluvia. Era más importante optimizar el rendimiento de ese neumático para la clasificación y la primera parte de la carrera.

Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H, pits

La parada de Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H

Foto: Steven Tee / LAT Images

Tampoco fue un error hacer entrar primero a Raikkonen, en la vuelta 21. Esa fue exactamente la decisión correcta, ya que hacer lo contrario hubiera dado la posibilidad a Hamilton, que estaba muy cerca, de hacerle un 'undercut'.

El error fue lo mucho que le pidieron a Raikkonen que apretara con el nuevo juego de neumáticos blandos tras su parada, y el tiempo que estuvieron insistiendo en que debía forzar. Al ir tan rápido durante cinco o seis vueltas, dañó los neumáticos y eso abrió la posibilidad de que Hamilton explotara ese déficit más tarde para ganarle.

Mercedes pidió a Hamilton que se quedara fuera cuando Raikkonen entrara y que empujara con fuerza. Su vuelta fue buena, pero en lugar de pararle, siguieron aguantando fuera mientras duraran sus gomas. Y eso fue hasta la vuelta 28.

Durante todo el tiempo que Hamilton llevaba al límite sus neumáticos, a Raikkonen se le dijo que exprimiera los suyos, un juego que tenía que llevar hasta el final de la carrera.

Ese fue el error estratégico; Raikkonen logró una ventaja más grande de lo que necesitaba, especialmente porque Mercedes tenía a Bottas por delante y lo dejarían fuera para taponar al finlandés, lo que provocó el blistering que costó rendimiento... y la victoria.

Bottas entra en juego

Valtteri Bottas, Mercedes AMG F1 W09 leads Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H and Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09

Valtteri Bottas, Mercedes AMG F1 W09 por delante de Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H y Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09

Foto: Jerry Andre / Sutton Images

En la estrategia del GP de Bélgica aludimos al hecho de que a partir de este punto los segundos pilotos tendrían un papel decisivo en lo que ocurra en el mundial, y que Mercedes utilizaría a Bottas para ayudar a Hamilton. Acaba de renovar contrato, así que sabe exactamente lo que tiene que hacer.

Eso es lo que ocurrió en Monza, donde Bottas se quedó en pista durante mucho tiempo con los neumáticos superblandos. Peleaba por el podio con Verstappen, pero también podía ser importante para frenar a Raikkonen, que le alcanzó tras la parada de Ferrari.

Bottas no fingió y fue más lento de lo que podía ir; de hecho, estableció el mejor tiempo de vuelta personal durante esa fase, con un 1m23.8s en la vuelta 31, pero Raikkonen pudo haber ido mucho más rápido sin tenerle delante. Hamilton estaba rodando en 1m22.1s y Raikkonen también podría haber pilotado a ese ritmo.

En la vuelta 33, Bottas empezó a hacer algunos movimientos en las curvas que comprometieron a Raikkonen y el tiempo de su vuelta cayó a 1m24.7s cuando Mercedes atrapó al de Ferrari.

Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09, passes Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H

Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09, pasa a Kimi Raikkonen, Ferrari SF71H

Foto: Sam Bloxham / LAT Images

Dado que Raikkonen sufría mucho con sus neumáticos, Hamilton recuperó la ventaja y se puso líder a falta de menos de diez vueltas y Ferrari, que empezó el día primero y segundo, acabó segundo y cuarto como resultado de la estrategia, tanto a gran como a pequeña escala.

Así se ganan los campeonatos.

El UBS Race Strategy Report está escrito por James Allen con información y datos de algunos estrategas de equipos de f1 y de Pirelli.

Gráfico de la carrera

Race history

 

 

Aportado por Williams Martini Racing

El número de vueltas está en el eje horizontal; la diferencia respecto al líder está en el eje vertical. 

Una señal positiva es una curva hacia arriba, ya que el combustible disminuye. Una señala negativa, es una curva hacia abajo cuando la degradación se activa.

Se aprecian las vueltas en las que aprieta Raikkonen entre la 21 y la 27, cuando empezó a hacerse el daño. También se puede comparar su ritmo detrás de Bottas de la vuelta 31 a la 34 respecto al ritmo de Hamilton mientras los alcanzaba.

Uso de neumáticos en la carrera de Monza

class="photographer"> 

Siguiente artículo de Fórmula 1
Los aficionados no deberían abuchear a los pilotos de F1, dice Raikkonen

Artículo Anterior

Los aficionados no deberían abuchear a los pilotos de F1, dice Raikkonen

Siguiente artículo

Mercedes evitará las órdenes de equipo "en la medida de lo posible"

Mercedes evitará las órdenes de equipo "en la medida de lo posible"
Cargar comentarios

Sobre este artículo

Campeonatos Fórmula 1
Autor James Allen
Tipo de artículo Análisis