Tatiana Calderón: "el género no importa en este deporte"

La piloto colombiana persigue su sueño en Europa para llegar a la Fórmula Uno, aunque no descarta un paso a IndyCar. Por ahora, Susie Wolff es su mentora.

Cuarenta años han pasado desde que Lella Lombardi se convirtió en la última mujer en tomar parte en una carrera de Fórmula Uno y uno de los temas más candentes en el deporte es cuánto tardará la próxima mujer en esta en la parrilla de salida. 

Entre las más prometedoras se encuentra Tatiana Calderón, quien ahora tiene su tercer temporada en la Fórmula 3 Europea. 

"El género no importa en este deporte, se trata de uno mismo, de amarlo", dice ella con un café en Farnham, cerca de la base de su equipo Carlin.

"Siempre es bueno cuando se reciben mensajes de chicas que dicen que eres su fuente de inspiración para iniciar en el karting, pero en realidad nunca he sentido la necesidad de motivar a otras niñas a las carreras. 

"No estoy preocupada por ser la primera chica en llegar a la Fórmula Unom, solo trato de ser la mejor". 

La pasión por su deporte

Inspirada por su compatriota Juan Pablo Montoya, tomó un kart a los nueve años de edad por su hermana Paulta, quien más tarde abandonó la competencia para centrarse en sus estudios. Calderón pronto se encontró con victorias en su natal Colombia y en los Estados Unidos. 

Desde allí, se trasladó a Indianápolis para competir en la Star Mazda Series. Durante su segunda temporada estableció conversaciones para competir en Indy Lights antes de tomar la decisión de darle la espalda a la IndyCar y pasar a competir en Europa. 

"Nunca me gustó, especialmente óvalos, y recuerdo que mi papá y yo estábamos sentados en el aeropuerto, cuando vimos la noticia de que Dan Wheldon murió", recuerda ella.

"Cuando hice mi primera prueba de F3, me encantó, así que pensamos "vamos a darle una oportunidad a Europa". Mi sueño siempre fue el de la F1, y si no estás en Europa, entonces no hay ninguna posibilidad."

Después de una temporada en la Fórmula 3 Open Europea con Emilio de Villota, se dio cuenta que sería necesario acelerar el proceso de aprendizaje y por ello hizo en paralelo el campeonato británico con el europeo en 2013. 

Podio en el Nurburgring

Calderón se convirtió en la primera y única mujer en estar en el podio en la serie británica en el Nurburgring, sin embargo, ese año en la categoría inglesa no fue sencilla debido a la inexperiencia del equipo y al manejo de los neumáticos.

"Nunca pensé que sería tan difícil el paso a la Fórmula 3 Europea. Yo estaba sorprendida por el nivel que existe. Pero esa es la manera de conseguir lo mejor. Fue un año difícil, pero he aprendido mucho. Estar en el podio en la F3 Británica fue muy agradable, hizo que me diera cuenta de lo que podía hacer y fue emocionante, porque fue una campaña difícil para mí". 

Calderón abordó la temporada 2014 con Mucke Motorsport en un coche preparado por Jo Zeller Racing.

Top-5 en Spa

Después de un difícil comienzo de año, se convirtió en una presencia regular en los puntos en la segunda mitad del año, luego de conseguir un quinto sitio en Bélgica que la inyectó de ánimos. 

"Era una sensación muy agradable conseguir mis primeros puntos en Spa. Fue un gran peso sobre mis hombros y demostré que podía hacerlo. Yo estaba trabajando con un nuevo ingeniero en esa carrera, así que todo comenzó a juntarse después de esa competencia".

Calderón finalizó en el sitio 15 del campeonato. 

Pero las cosas han demostrado ser mucho más difícil de lo esperado en este 2015 con el equipo Carlin, donde en las primeras cuatro rondas ha sido complicado ingresar a la zona de los puntos. La mala suerte ha jugado su parte, como por ejemplo en Hockenheim y Pau, donde fue víctima de contactos, mientras que en Monza sufrió otro accidente. Sumado a ello, ella considera que debe aumentar su ritmo en la clasificación. 

"Es muy difícil adelantar en la mayoría de las pistas, así que cuando arrancas en la posición 25 no hay ninguna posibilidad de sumar puntos"

Wolff, su mentora

Para conseguir su sueño de Fórmula Uno, Calderon ha tomado los consejos de Susie Wolff, con quien se reunió en Hockenheim el año pasado: "Ella es como mi manager, y ella sabe todas las dificultades de ser mujer en el mundo del automovilismo, así que para mí es genial ser capaz de aprender de su experiencia y consejos."

Cuando se le preguntó si le gustaría seguir los pasos de Wolff y competir en el DTM, Calderón admitió que : "yo no sería capaz de decir que no a un asiento del DTM, pero no quiero que me lo ofrezcan solo porque soy mujer". 

¿Alguna vez considera la posibilidad de regresar a los Estados Unidos, donde todo comenzó, en particular teniendo en cuenta el reciente éxito de su ídolo Montoya en la IndyCar?

"Nunca se puede decir nunca. Yo no soy un gran fan de óvalos, pero si no te funciona aquí en Europa, todavía hay buenas oportunidades allá. IndyCar es una gran serie, y el nivel es muy alto con varios chicos que vienen de Europa".

No hay interés en una serie para chicas

Calderón no tiene ningún interés en absoluto en la idea de Bernie Ecclestone de un campeonato paralelo a la Fórmula Uno solo para mujeres.

Está claro que Calderón disfruta de la competencia, de la necesidad de mejorar constantemente y medirse a si misma contra los mejores, es por ello que su género es de importancia secundaria.

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F3-Euro
Pilotos Tatiana Calderon
Equipos Carlin
Tipo de artículo Entrevista