Mercedes insiste en que no actuaron deliberadamente

El jefe de la escudería Mercedes, Toto Wolff, enfatizó que durante los días previos y antes de la carrera siguieron todos los procesos de seguridad en equipo con los técnicos de Pirelli.

Mercedes insistió en que no actuó deliberadamente en el caso de los neumáticos con menos presión, pues sólo trataba de explotar los límites de presión de los neumáticos cuando se encontró que estaban por debajo de lo permitido antes del inicio del Gran Premio de Italia.

Se encontró que la presión de las llantas traseras izquierdas de Lewis Hamilton y Nico Rosberg estaban por debajo del mínimo de 19.5 PSI, unos minutos antes de la vuelta de formación , lo cual llevó a una investigación después de la carrera.

Al final, el equipo fue absuelto de toda culpa después de que demostró que los neumáticos estaban por encima del límite cuando los neumáticos fueron instalados en el coche.

Sin intención de hacer trampa

Mientras que unos podrían sugerir que Mercedes trató de ser inteligente al permitir que las temperaturas y presiones de los neumáticos cayeran después de que fueron instalados en el coche, y así obtener un mejor rendimiento, el jefe del equipo, Toto Wolff, desestimó dicha versión.

"Puedo absolutamente descartar eso", dijo Wolff. "Hemos trabajado toda la semana después de Spa con Pirelli para encontrar soluciones a fin de que esos neumáticos se manipulen de forma segura.

"Éramos una parte muy importante para tratar de guiarlos en la presión de los neumáticos en la presión mínima y máxima.

"¿Cómo puede caer la presión de los neumáticos cuando se desconecta la manta térmica? ¿Y por qué tendría que sólo ser en un neumático?" cuestionó Wolff.

Procedimiento normal

Wolff dijo que el equipo no se había desviado de sus procedimientos normales previos a la carrera y había cooperado con Pirelli en asegurar que las presiones eran correctas y bajo los procedimientos especificados actualmente.

La lectura que fue tomada por la FIA después registró que las presiones habían caído, lo que era casi seguro que fue el resultado por la merma en las temperaturas.

"Hemos seguido el procedimiento establecido con Pirelli, que era tener los neumáticos en las mantas y chequear las temperaturas junto a Pirelli", dijo Wolff.

"Las presiones fueron muy superiores al mínimo, ya que la seguridad es importante para nosotros. Tal vez los neumáticos se enfriaron y por eso se encontró una presión diferente. Era una pequeña discrepancia".

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Evento GP de Italia
Pista Monza
Equipos Mercedes
Tipo de artículo Entrevista
Etiquetas mercedes, wolff