Análisis técnico: el truco de Mercedes para calentar los neumáticos

Mercedes sigue empujando los límites a pesar de tener un auto que domina a sus rivales en la Fórmula 1. Giorgio Piola analiza la más reciente innovación presentada por la escudería alemana para mejorar el rendimiento de los neumáticos.

No ha habido una mejor forma de mostrar recientemente la necesidad de los equipos de la F1 de que los neumáticos funcionen de manera perfecta que lo que sucedió con Mercedes en Singapur.

A pesar de contar con un auto que claramente es el dominante de la categoría, Lewis Hamilton y Nico Rosberg no pudieron hacer nada en el circuito de Marina Bay para encontrar velocidad en sus gomas.

La falla en acertar debidamente tanto con la superficie de la pista como con la temperatura del núcleo de los neumáticos traseros –en un fin de semana donde Sebastian Vettel y Ferrari dieron en el clavo- se cree que ha sido un factor clave en esa carrera para el olvido de Mercedes.

Nuevos límites

No olvidemos tampoco que la necesidad de sacar el rendimiento adecuado de los neumáticos se ha convertido en un punto aún más crítico en las recientes carreras desde las restricciones de Pirelli con lo que los equipos podían hacer con sus gomas antes de que los autos salgan a la pista.

Esto ha incluido la imposición de una presión mínima para los neumáticos y de ajustes en las combas, pero también límites en cuánto pueden calentarse los neumáticos en las mantas térmicas.

Ahora no hay manera de que los equipos puedan sobrecalentar los neumáticos en las mantas para asegurarse que, una vez empezaron a enfriarse en el auto, igualmente estarán operando en niveles perfectos de temperatura y presión para maximizar el rendimiento mientras el auto sale a la pista.

Encontrando rendimiento

Los nuevos límites colocan a los neumáticos en un área donde no rinden tan bien como cuando no existían esos parámetros de restricciones.

Es por eso que ahora se trabaja con esfuerzos extra en encontrar maneras de mantener los neumáticos funcionando en el nivel correcto sin salir de las prohibiciones de Pirelli.

Una manera que está siendo explotada para lograr temperatura extra en los neumáticos es a través de calentar los frenos antes de que los neumáticos sean colocados en el auto.

Tener los frenos sobrecalentados al momento en que los neumáticos son colocados en teoría eleva la temperatura del núcleo de la goma, y ayuda a llevarlos al nivel que los equipos desean.

El calor extra transferido también podría ayudar a aumentar las presiones cuando se colocan los neumáticos, para permitir que se encuentren sobre los límites al momento del chequeo de la FIA.

Entonces, cuando la temperatura baja, la presión puede bajar a un área que igualmente entrega un mejor rendimiento.

La manta de Mercedes

 

Mercedes brake warmers
Las mantas térmicas de Mercedes

Giorgio Piola

Resulta interesante que en las dos últimas carreras se ha visto a Mercedes usando un sistema de manta térmica en sus frenos traseros antes de que los autos salgan a la pista.

Nuestras fotografías exclusivas de Rusia muestran que se utilizaron tanto en garages como en la parrilla.

Tener controlada la temperatura de los neumáticos de esta manera podría también explicar por qué, en la vuelta previa de Rusia, Nico Rosberg y Lewis Hamilton parecieron tan confiados para ir a paso lento al dirigirse a la parrilla para la salida.

Muchos creen que ese ritmo tranquilo era un intento para hacer que los neumáticos de las Ferrari salgan del área de confort, ya sea haciendo caer la temperatura o la presión.

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Equipos Mercedes
Tipo de artículo Análisis